Ciudad Belén se ahoga en aguas residuales por el colapso de su alcantarillado sanitario

Como si fuera el caudal de un río, las aguas residuales de Ciudad Belén corren por sus calles de concreto hidráulico y terminan cayendo en un sistema de drenaje pluvial, porque la red de alcantarillado sanitario no funciona a como debería.

Ciudad Belén

El hedor de las aguas residuales es insoportable en Ciudad Belén. LAPRENSA/C.VALLE

Como si fuera el caudal de un río, las aguas residuales de Ciudad Belén corren por sus calles de concreto hidráulico y terminan cayendo en un sistema de drenaje pluvial, porque la red de alcantarillado sanitario no funciona a como debería.

José Salas Rivera, que tiene dos años de vivir en este complejo habitacional construido por el Gobierno de Nicaragua con fondos taiwaneses, aseguró que el problema está desde que se entregó el proyecto, ya que desde entonces en varias ocasiones han llegado cuadrillas de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal) a limpiar, pero que de inmediato se vuelve a saturar.

Lea también: Ciudad Belén sufre por hedor en sus calles debido a la falta de drenaje

“Pareciera que el tamaño de la tubería es insuficiente para la cantidad de casas que se construyeron. De verdad que nosotros no aguantamos este hedor y más cuando es la hora de comer”, confesó Salas Rivera, quien antes habitaba en el barrio 18 de mayo, donde un muro aplastó a nueve personas en octubre de 2014.

Ciudad Belén
Enacal no ha resuelto el problema de insalubridad que persiste en Ciudad Belén. LAPRENSA/C.VALLE

Son 1,700 viviendas las levantadas en Ciudad Belén y en teoría el diseño de la red sanitaria debió ser suficiente para evacuar todas las aguas negras. La Alcaldía de Managua, institución que estuvo al frente del proyecto, no ha brindado una explicación del problema y tampoco si a corto o mediano plazo tienen contemplado resolverlo.

 

30 millones de dólares entregó el Gobierno de Taiwán a Nicaragua, primeramente para construir el nuevo estadio nacional de beisbol, porque caso todos fueron utilizados para construir Ciudad Belén.

LA PRENSA buscó la reacción de Enacal a través de su vocera, Maritza Tellería, pero no se logró localizar. Se le llamó y envió correo electrónico pero no respondió hasta el cierre de la edición.

Ciudad Belén con miedo a enfermarse

Además de lo molesto que es convivir con el mal olor, a Silvia Murillo, también habitante de Ciudad Belén, le preocupa que ella y su familia se enfermen porque los zancudos se vuelven insoportables por las noches.

Le puede interesar: Colapsan tuberías de aguas negras en Ciudad Belén

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: