Esas marcas muy nicas

Podemos apostar a que alguna vez usted tomó tragos de Ron Flor de Caña , lavó su ropa con jabón Marfil o salió corriendo con sus chinelas Rolter a comprar una paleta en el carrito de los Eskimo

marcas nicas

En un terrenito de cuatro por cuatro que tenía en la Carretera Norte y con una sola máquina, Róger Lacayo empezó a hacer las chinelas Rolter

Flor de Caña

Al principio, el ron era un trago con el que se celebraba en las fiestas campesinas el fin de la zafra. La familia Pellas mandaba a guardar la melaza para preparar ron y tomarlo en las celebraciones. Rápidamente se convirtió en un trago con el que todos querían brindar y así la destilería artesanal se convirtió en la Compañía Licorera de Nicaragua.

Eskimo

El matrimonio Salvo-Horvilleur se dedicaba a hacer paletas refrescantes todas las noches. En las mañanas Josefina Horvilleur bañaba de chocolate las maquetas congeladas de la noche anterior. Los helados ganaron popularidad y el rumor empezó a extenderse. Ante la demanda, Mario y Josefina empezaron a inventar nuevos sabores.

Chinelas Rolter

En un terrenito de cuatro por cuatro que tenía en la Carretera Norte y con una sola máquina, Róger Lacayo empezó a hacer las chinelas Rolter, llamada así por las iniciales de su nombre. Se alió con su hermano y así empezó a fabricar incluso zapatos con los materiales que importaba. Durante la revolución la fábrica empezó a desmoronarse y por la escasez de materiales tuvieron que hacer chinelas. Así se convirtió en el “zapato del pobre”.

Jabón Marfil

Ernesto Chamorro Pasos era un agricultor granadino dedicado a cultivar algodón. Un día decidió fundar una ferretería y luego a experimentar en el negocio de los jabones. Se producía a partir de una espesa mezcla color azul y motas blancas, que se cocía en peroles hirviendo. Después se secaba al sol y se cortaba con cuerdas de guitarra. Así se vendía de casa en casa o en las pulperías.

Pollo Tip Top

Claudio Rosales Tiffer y su esposa Lina Lacayo viajaron a México cuando estaban recién casados. Al volver, supieron que querían poner un negocio de este tipo. Empezaron vendiendo pollo crudo, pero después pusieron una cafetería donde vendían pollo rostizado y pollo frito. Las ganancias empezaron a crecer y después del terremoto de 1972 nació el primer restaurante Tip Top.

Jaleas Callejas

Los Callejas se dedicaban al negocio de los coches de caballo hasta que, en el patio donde alimentaban a las bestias, vieron que un árbol de guayaba botaba decenas de frutas al suelo. Enrique Callejas y su esposa Blanca Sequeira empezaron a preparar la jalea en un comal de barro sobre cuatro piedras debajo del mismo árbol.

Kola Shaler

David Robleto era un químico empírico que se dedicaba a vender cueros. A finales del siglo XX comenzó a circular en León una bebida inglesa llamada Kola Carter. David se preguntaba ¿por qué no crear una bebida nicaragüense? Escribió a Inglaterra para que una empresa le enviara una esencia. Empezó a experimentar y así nació la Kola Shaler.