Déficit del INSS se mantendrá en 2018

El presupuesto proyecta que en 2018 la institución perciba 27,849 millones de córdobas en ingresos, sin embargo, sus gastos se calculan en 30,072 millones de córdobas

INSS

El ministro de Hacienda, Iván Acosta, presentó ayer la propuesta de Presupuesto General de la República 2018, en la Asamblea Nacional. LA PRENSA / W. LÓPEZ

Aunque la propuesta de Presupuesto General de la República para el 2018 proyecta inyectar 950.1 millones de córdobas al Instituto Nicaragüense del Seguro Social (INSS), eso no impedirá que las finanzas de la institución sigan en declive y alcancen ese año un déficit de 2,222.7 millones de córdobas, monto inferior solo en 5.3 millones de córdobas con respecto al faltante de 2,228 millones de córdobas estimado para este año.

El martes durante la presentación de la propuesta de Presupuesto General de la República para el 2018, a los diputados de la Asamblea Nacional, el titular del Ministerio de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta, detalló que dentro de la amortización de la deuda interna se destinaron 950.1 millones de córdobas al INSS.

Lea además: Mechnikov se suma a inversiones fallidas del INSS

INSS
El ministro de Hacienda, Iván Acosta, presentó este martes la propuesta de Presupuesto General de la República 2018, en la Asamblea Nacional. LA PRENSA / W. LÓPEZ

“Corresponden a la deuda histórica 323.3 millones de córdobas. Y a un bono de cumplimiento de la República de 626.8 millones de córdobas que son recursos que están disponibles para el Instituto Nicaragüense del Seguro Social en 2018”, explicó Acosta.

Y añadió que dicha asignación responde “al compromiso de nuestro Gobierno de mantener flujo de recursos importantes para que garanticen la estabilidad necesaria del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social como una responsabilidad de mantener las finanzas públicas consolidadas, sanas y caminando de manera sana, con buen pie”, expresó el ministro.

Ministro Acosta se va y no acepta preguntas

Al concluir la presentación de Acosta no se permitieron preguntas de los diputados y luego abandonó el edificio evadiendo preguntas de los periodistas por lo que no fue posible aclarar si como se ha mencionado en los últimos meses, una vez concluido el proceso electoral municipal, se empujará otra reforma para salvar las finanzas de la entidad que según documentos anexos a la propuesta de presupuesto, mantendrá su hueco financiero.

Lea también: Pensionados exigen cuentas claras en pago al INSS

El presupuesto proyecta que en 2018 la institución perciba 27,849 millones de córdobas en ingresos, sin embargo, sus gastos se calculan en 30,072 millones de córdobas, lo que genera un faltante de 2,222.7 millones de córdobas. Este monto es inferior solo en 5.3 millones de córdobas con respecto al faltante de 2,228 millones de córdobas estimado para el 2017.

Otra duda pendiente, según el economista Adolfo Acevedo, es por qué en el desglose del servicio de la deuda pública del país, además de los 626.8 millones de córdobas que Acosta mencionó en su presentación como parte del Bono de cumplimiento de la República aparece también una asignación de 25.07 millones de córdobas en concepto de intereses.

Lea más en: Gobierno incluye el aporte del Estado al INSS en el Presupuesto General

Acevedo asume que los 626.8 millones de córdobas “corresponden al aporte estatal del 0.25 por ciento al programa Enfermedad-Maternidad que no se efectuó en los últimos tres años, y que aquí aparece bajo la forma de un reconocimiento de deuda, devengando intereses”, porque no están siendo pagados en efectivo.

Efectivo en vez de bonos

Y añade que si estos “recursos se pagan en efectivo, en vez de entregar bonos, contribuirían a aliviar la difícil situación financiera del INSS y posiblemente también apunten a amortiguar las duras medidas de reformas paramétricas, que afectarán seriamente a afiliados activos y receptores de pensiones y prestaciones presentes y futuros (quienes en buena media terminarán pagando los costos de los excesos cometidos), las cuales con seguridad se efectuarán en 2018 para procurar extender el periodo de solvencia del INSS”, señala Acevedo.

Elevar afiliación

Los documentos anexos a la propuesta de Presupuesto General de la República 2018, además de proyectar un déficit de 2,222.7 millones de córdobas para el Instituto Nicaragüense del Seguro Social, incluyen algunas medidas para mejorar la situación financiera de la entidad. Entre ellas ampliar la planilla de asegurados, llevando la cobertura a zonas rurales, cooperativas, sindicatos y trabajadores por cuenta propia.

Le puede interesar: Desaceleración de la economía golpea al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social

También contemplan mejorar el sistema de financiación de las pensiones y el manejo de fondo de inversiones.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: