Alex Bregman deja a Houston a un paso de ganar la Serie Mundial de Grandes Ligas

Los Astros están de frente a su primer anillo de campeón de las Grandes Ligas, al dejar tendidos 13-12 a los Dodgers en el inning 10.

Alex Bregman empujó con un hit a Derek Fisher para darle el triunfo a los Astros. LA PRENSA/AP

Los Astros de Houston están de frente a su primer anillo de campeón de las Grandes Ligas, al dejar tendidos 13-12 a los Dodgers de Los Ángeles, en el inning 10, con un imparable de Alex Bregman frente a Kenley Jansen que impulsó a Derek Fisher, como desenlace de otra memorable guerra de batazos, que esta vez contó con seis cuadrangulares, elevando a 22 el total en la Serie Mundial, lo que representa un récord, esto todavía no termina.

Houston se fue arriba tres juegos a dos, impulsados por su violenta ofensiva y con la enorme posibilidad de coronarse en el sexto partido, el martes en Los Ángeles, al disponer como abridor de Justin Verlander, quien marcha con 9-0 en 10 aperturas desde que llegó a este equipo.

Lea además: Bellinger y Pederson resurgieron en el cuarto juego para darle vida a los Dodgers

No obstante, nadie ha sido “tiro fijo” en esta serie, ni siquiera el mejor lanzador del beisbol, Clayton Kershaw, quien desperdició una ventaja de cuatro carreras, cuando Yulieski Gurriel le pegó un cuadrangular con dos abordo que empató el juego 4-4 en el cuarto episodio.

El novato Cody Bellinger le devolvió una considerable ventaja a Kershaw, al descargar un jonrón de tres carreras en el inicio del quinto, pero el zurdo explotó en el cierre del regalar dos boletos, que pagaron un alto precio, porque José Altuve recibió al relevista Kenta Maeda con un proyectil a las gradas que niveló la pizarra 7-7.

Una vez más los angelinos tomaron la iniciativa con una carrera en el séptimo, por doblete de Justin Turner y un triple de Bellinger que el patrullero central George Springer trató de robar lanzándose de cabeza hacia adelante, pero en lugar de eso convirtió en extrabase un batazo que era un sencillo.

Springer borró su falla con un jonrón en el cierre del séptimo que empató el juego 8-8 y luego de un sencillo de Bregman, Altuve siguió con un doble que puso adelante a los Astros por primera vez en el juego, y Carlos Correa se fue a la calle para ampliar la ventaja a 11-8, sin que Brandon Morros pudiera sacar out.

Corey Seager, con un doble, acercó a los Dodgers 11-9 en el octavo, pero nuevamente dejaron a corredores en posición anotadora con menos de dos outs.

La carrera que recortaron Los Ángeles, fue recuperada por un cuadrangular de Brian McCann, así que Chris Devenski llegó en busca de tres outs en el noveno, con tres carreras de “colchón”.

Sin embargo, Yasiel Puig pegó un jonrón de dos carreras, Austin Barnes agregó un doble y con dos outs, Chris Taylor dio un sencillo que de forma sensacional le permitió a los Dodgers empatar 12-12.

El estelar rematador Kenley Jansen entró en acción en el cierre del noveno y sobrevivió a un doblete del encendido Gurriel, pero en el décimo, con dos outs y las bases limpias, golpeó a McCann y dio boleto a Springer. Fisher entró a correr y Bregman se vistió de héroe con una línea de hit al bosque izquierdo que desató la celebración de Houston.

Ganó Joe Musgrove, el último de siete brazos de los Astros el juego, y perdió Jansen, el séptimo en desfilar en la colina por los Dodgers.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: