El Galerón de la Danza conmemorará natalicio del folclorista Bayardo Ortiz

De extracción humilde, Bayardo Ortiz Pérez, antes de ser un reconocido bailante e historiador del folclore, fue lustrador, vendedor de periódicos, mensajero y hasta ayudante de albañilería

El folclorista y maestro de generaciones, Bayardo Ortiz, durante 77 años bailó al compás de los sones de marimba. Ortiz nació un 24 de noviembre de 1933 y falleció el 28 de junio del 2017. LA PRENSA /Uriel Molina/ARCHIVO

El folclorista y maestro de generaciones, Bayardo Ortiz, durante 77 años bailó al compás de los sones de marimba. Ortiz nació un 24 de noviembre de 1933 y falleció el 28 de junio del 2017. LA PRENSA /Uriel Molina/ARCHIVO

Con una revista cultural la escuela El Galerón de la Danza conmemorará el natalicio de su fundador Bayardo Ortiz Pérez, folclorista y profesor, este viernes 24 de noviembre a las 6:00 p.m. en el Parque Los Marañones, en la Colonia Centroamérica.

“Esta es una forma de conmemorar  y continuar divulgando nuestras costumbres y tradiciones”, dijo Iberahi Jarquín Ríos, directora del grupo. Ortiz nació un 24 de noviembre de 1933 y falleció el 28 de junio del 2017.

Esta revista presentará  “una recopilación de las más destacadas piezas de danzas de nuestro folklore nacional, como Palomita Guasiruca, El Solar de Monimbó, La Mora Limpia entre otras”, añadió Jarquín Ríos.

Recordó que El Galerón de la Danza fue fundado hace 38 años por Ortiz,  grupo actualmente conformado por  55 niños, niñas y jóvenes.

Puede leer: Bayardo Ortiz: folclorista mayor

Fue maestro por décadas de varias generaciones, y llegó a ser el subdirector de la Escuela Nacional de Danza Folklórica.

De extracción humilde, antes de ser un reconocido bailante e historiador del folclore, fue  lustrador, vendedor de periódicos, mensajero y ayudante de albañilería.

Lea además:  Bayardo Ortiz y su huella de 77 años en el folclor nicaragüense

A pesar que solo cursó el cuarto grado de primaria, llegó a fundar programas de radio, como Estampas de Mi tierra.

Fue compañero de baile de la destacada bailarina y también historiadora de Irene López. En los años ochenta llegó a ser director de la Escuela Nacional de Danza.