Sancionarán a comerciantes que «guiñen» a compradores en mercado de León

Las autoridades de la Intendencia en conjunto con la junta directiva del centro de compra les impondrán un castigo de cinco días de suspensión laboral

En el mercado Santos Bárcenas, conocido popularmente como “La Estación”, en León, la manera de atender a los clientes se ha convertido en una problemática. LA PRENSA/E.LOPEZ

Cinco días de suspensión laboral se les impondrán a aquellos comerciantes que hostiguen e incomoden a los compradores del mercado Santos Bárcenas, conocido popularmente como «La Estación», en León, según decisión de las autoridades de la Intendencia en conjunto con la junta directiva del centro de compras.

Esta medida se da porque los clientes, según los comerciantes, han dejado de ir al mercado al sentirse «acosados» por los vendedores.

Lea además: Inicia remodelación del mercado central de León

«Hemos salido perjudicados porque los compradores no quieren venir a este mercado porque dicen que se sienten acosados, manoseados y que sus derechos son violentados», comentó María Gabriela Vanegas, comerciante y secretaria de la junta directiva del sector «La Plazoleta», en este mercado.

En algunos casos, los clientes salían del mercado golpeados, con las camisas “estiradas” y rasguñados. LAPRENSA/E. LÓPEZ

De acuerdo con comerciantes, anteriormente halaban a los clientes, uno y otro los «guiñaban» porque todos querían vender, pero ahora hay nuevas orientaciones para atenderlos, por lo que les hacen un llamado a visitar tranquilos este centro de compras.

Lea además: Basura en mercados de la ciudad de León

Los comerciantes relataron que, en algunos casos, los clientes salían del mercado golpeados, con las camisas “estiradas” y rasguñados.

Desorden en la plazoleta

Son más de 100 comerciantes los que venden en «La Plazoleta», lugar donde según los mismos comerciantes afirman que se genera el desorden. La mayoría de estos están de acuerdo con la nueva iniciativa, lo que vendrá a mejorar sus ventas. No obstante, hay algunos que dicen no estar de acuerdo porque «si no guiñan, no venden», pero reconocen que hay que obedecer.

Lea también: Urgen cambios en dos mercados de León

«La junta directiva está poniendo un orden para los compradores, que no se va a acosar al cliente, se va a pasar tranquilamente sin tocarlo, sin guiñarlo y sin estarlo maltratando», dice Jannett Ramírez García, vicepresidente de la junta directiva del mercado Santos Bárcenas.

Los comerciantes siempre querrán que los compradores se lleven los productos que ofrecen. LAPRENSA/E. LÓPEZ

Puede leer además: Buses de León no dan para más

Los compradores expresaron que se sentían incómodos por la supuesta «guiñadera», pero ahora no es así. «El vendedor así tiene que ser porque sino no vende. A mí no me guiñaron, sólo me dicen qué querés y si uno va a comprar compra, si no pues, no es exigido», expresó Pedro Miguel Ruiz, de 52 años, quien visita frecuentemente el mercado.