Nicolás Maduro amplía poder militar en Venezuela

El mandatario venezolano designa al mayor general Manuel Quevedo como nuevo ministro de Petróleo y presidente de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA)

petrocaribe, pdvsa, venezuela

Desde agosto pasado, las autoridades venezolanas han arrestado a unos 65 gerentes vinculados a casos de corrupción, entre ellos, directivos de PDVSA. LA PRENSA/AFP

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro amplió el poder de los militares en su gobierno al entregar este domingo a un general el mando de la petrolera estatal PDVSA, pilar de la economía venezolana y declarada en default por su millonaria deuda.

Maduro designó al general Manuel Quevedo, de la Guardia Nacional, como presidente de «nuestra amada PDVSA» y ministro de Petróleo, con la promesa de «una reestructuración total» de la compañía, que aporta 96 por ciento de las divisas del país.

Lea además: Maduro aspira a que Venezuela sea la quinta mayor reserva mundial de gas

El mandatario, que hizo el anuncio en su programa semanal de televisión, le puso como principal reto «elevar la producción» petrolera, que se ubica en 1.9 millones de barriles diarios (mbd) frente a 2.27 mbd en 2016. La cifra llegó a 3.2 mbd en 2008. Expertos atribuyen esa caída a la baja inversión en infraestructura por el alto gasto público a cargo de PDVSA.

La menor producción, combinada con la baja de los precios del crudo, sumió al país —dependiente de las importaciones— en una profunda crisis con escasez de alimentos básicos y medicinas y una inflación que el FMI proyecta en más de 2,300 por ciento para 2018.

Limpiar de corrupción

La estatal petrolera venezolana estaba siendo dirigida por Nelsón Martínez, mientras que Eulogio Del Pino, venía desempeñándose en el Ministerio de Petróleo. El mandatario venezolano no detalló si estos funcionarios irán a otros cargos.

El jefe de Estado venezolano señaló que se ha comprometido con limpiar PDVSA de la corrupción.

Maduro hizo este anuncio luego de repudiar nuevamente el caso corrupción en Citgo, la mayor filial de PDVSA en Estados Unidos, en el que fueron detenidos seis de sus directivos, incluyendo a su presidente, José Ángel Pereira Ruimwyk, a quienes calificó de «traidores a la patria».

Mantener informado al mundo

En ese sentido, pidió al fiscal general, Tarek Saab, mantener informado al mundo y al pueblo de Venezuela sobre este caso, en el que el encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos en Caracas, Lee McClenny, pidió intervenir, según dijo.

Lea también: Venezuela complica la renegociación de su deuda tras nuevo impago

«Me parece extraño que el encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos (esté) desesperado por defender a estos bandidos corruptos de cuatro suelas», indicó. El pasado viernes, un funcionario del Departamento de Estado de Estados Unidos confirmó que la Embajada de ese país en Caracas había pedido a las autoridades de Venezuela que permitan «acceso consular» a todos los nacionales estadounidenses detenidos en ese país.

El funcionario, que requirió el anonimato, respondió así al ser preguntado si esa solicitud se había hecho en relación con algunos directivos de Citgo, detenidos esta semana que tienen la nacionalidad estadounidense, como aseguraban algunas informaciones de prensa.

Le puede interesar: Internacional Socialista pide apertura de un canal humanitario para Venezuela

 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: