«Un valiente que nunca retrocedía», así describe «Polvorita» Martínez a su hermano fallecido, exboxeador y entrenador boxeo

Enrique “Polvorita” Martínez falleció ayer en el Hospital Lenín Fonseca tras complicársele la diabetes, enfermedad que heredó de su mamá. Tenía 67 años y era hermano del también entrenador Guillermo “Polvorita” Martínez.

Enrique «Polvorita» Martínez. TOMADO DE FACEBOOK

Enrique “Polvorita” Martínez falleció ayer en el Hospital Lenín Fonseca tras complicársele la diabetes, enfermedad que heredó de su mamá. Tenía 67 años y era hermano del también entrenador Guillermo “Polvorita” Martínez. El mayor de los Martínez fue un boxeador muy valiente según lo describe el otro Martínez.  “Era un hombre que valía la pena verlo pelear y muchas veces fue semiestelarista de las funciones de Alexis Argüello en Nicaragua”, explica.

Su temeridad en el cuadrilátero lo demostró durante toda su carrera. Sin embargo la pelea más importante que tuvo fue contra el colombiano Rubén “La Cobra” Valdés, hermano del gran campeón “Rocky” Valdés, quien se midió en dos cruentas peleas contra Carlos Monzón. “Él fue un hombre fuerte, le gustaba enseñar lo que sabía a los niños. El trabajó la mayor parte del tiempo en el Ejército y después se quedó también como entrenador. Además, sin recibir salario se iba a entrenar a los niños al Gimnasio Alexis Argüello (ahora Nicarao)”, cuenta su hermano, quien lamenta su fallecimiento.

En el combate más recordado de Martínez perdió por puntos en Barranquilla Colombia el 17 de agosto de 1973 ante Valdés. “Antes no existían las categorías pequeñas por eso mi hermano peleaba hasta las 118 libras muchas veces. Esa es otra muestra de su valentía. Nunca retrocedía”, recuerda Guillermo. A su hermano Enrique fue al primero que se le conoció con el apodo de “Polvorita” por su explosividad y baja estatura.

El entierro será esta tarde a partir de las 3:00 p.m. en el Cementerio General, saliendo del  Seminario, una cuadra al sur, una cuadra arriba, en el barrio Batahola Norte, en Managua.