Obligan a renunciar a directora ejecutiva del Fomav

Según fuentes diversas, Karen Molina Valle entregará el cargo por presiones del Consejo Directivo, conformado por siete personas y encabezado por el titular del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI), general en retiro Oscar Mojica Obregón.

Karen Molina. Fotografía tomada de Nicaraocalli

Aunque todavía no se oficializa, LA PRENSA conoció que la ingeniera Karen Molina Valle presentó su formal renuncia al cargo de directora ejecutiva del Fondo de Mantenimiento Vial (Fomav), ente autónomo del Estado de Nicaragua encargado de administrar y gestionar la conservación de las carreteras del país.

Según fuentes diversas, Molina Valle entregará el cargo por presiones del Consejo Directivo, conformado por siete personas y encabezado por el titular del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI), general en retiro Oscar Mojica Obregón.

Molina Valle tiene amplia experiencia en ingeniería. En los años ochenta llegó al hoy MTI como auxiliar administrativa, a finales de los años noventa asumió la Dirección de Mantenimiento de Caminos y en el 2000 la Dirección General de Vialidad.

Renuncia directora del Fomav
Karen Molina Valle. LAPRENSA/ARCHIVO

Luego, al crearse el Fomav con la Ley 355 y su reforma número 572, pasó a esta institución como administradora de proyectos, directora técnica y finalmente directora ejecutiva, cargo del cual entregará antes que finalice el año 2017.

Importante protagonismo

En cumplimiento a su Ley creadora, el Fomav atiende la red vial básica con mantenimientos rutinarios y periódicos, además que aporta a la seguridad vial al desarrollar señalización vertical y horizontal, construcciones de bahías y casetas en paradas de buses, atención especial a sitios de alta accidentalidad, colocación de defensas laterales y campañas de educación vial.

Renuncia directora del Fomav
En 2016 el Fomav atendió 3,206 kilómetros, que representó un cumplimiento del 96.66 por ciento. LAPRENSA/ARCHIVO

El Fomav fue creado en el año 2000 pero fue hasta el 2003 que inició sus operaciones de mantenimiento, con un fondo semilla que provino de convenios de préstamos de bancos internacionales.

En el 2005 en Nicaragua se aprobó el Impuesto Especial (IE-Fomav), mediante la Ley 574, que establece aplicar 16 centavos de dólar por cada galón de diesel y gasolina que se comercializa. Este dinero es para brindar el mantenimiento de la red vial nacional y transferir fondos a las municipalidades para que atiendan caminos.