Gobierno de Nicaragua viola ley con contratos millonarios con una única empresa nacional

Varios contratos de esta empresa fueron con el procedimiento de contratación simplificada, cuando esta modalidad solo se usa en casos de emergencia

Sepsa, la principal proveedora del Estado en el sistema eléctrico, funciona en esta casa en Bello Horizonte. LA PRENSA/J. FLORES

Más de 26 contratos millonarios ha ganado la empresa Servicios Eléctricos Profesionales (Sepsa) desde el 2013, convirtiéndose en la principal proveedora del sistema eléctrico nacional del Estado, a pesar de que esta ha violado la Ley 737, Ley de Contrataciones Administrativas del Sector Público, analiza Dayra Valle, subdirectora del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (Ieepp).

Contratación simplificada

Valle, especialista en Contrataciones, explicó que varios contratos de esta empresa fueron con el procedimiento de contratación simplificada, cuando esta modalidad solo se usa en casos de emergencia.

Lea además: Empresa Telenicsa gana contratos millonarios en Nicaragua

“Esto me hace pensar más en el rol de la Contraloría, porque la Contraloría, en el artículo 58 de la Ley 737, establece las causales por las cuales se debe utilizar este procedimiento y dice que son casos excepcionales y habla de las situaciones de emergencia, calamidad generadas por desastre natural y regidas por la Ley de Emergencia, y señala nueve causales más que están vinculadas a la naturaleza propia y este tipo de proyectos no entra en ninguna de esas diez causales, entonces la gran pregunta es: ¿por qué es una contratación simplificada?”, dijo Valle.

En un monitoreo que realizó LA PRENSA se observó que solo en el mes de diciembre del año pasado Sepsa ganó cinco contratos, los cuales se pueden verificar en el Diario Oficial La Gaceta del 1 y 24 de diciembre del 2017. La primera fue una adjudicación de contrato del Ministerio de Energía y Minas (MEM), donde se informaba que Sepsa había sido el oferente ganador de tres licitaciones que sumaban más de veinte millones de córdobas y el otro era una notificación de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (Enatrel), donde Sepsa había ganado dos licitaciones públicas para el proyecto de electrificación rural en la Costa Caribe, por un monto de 16.1 millones de córdobas.

Contratación menor

Pero además varias de estas contrataciones que han hecho la Empresa Nacional de Transmisión Eléctricas (Enatrel), el Ministerio de Energía y Minas (MEM), el Programa Nacional de Electrificación Sostenible y Energías Renovables (Pneser) —todas estas instituciones dirigidas por el ingeniero Salvador Mansell— con Sepsa, se han dado en la modalidad de contratación menor, cuando la Ley establece que solo se puede hacer en esta modalidad cuando el monto no es mayor de quinientos mil córdobas, lo cual no ha sido el caso.

Lea además: El desafío de llevar electricidad al sector rural

Según la escritura pública, en manos de LA PRENSA, Sepsa tiene 17 años de haberse conformado y los socios de esta son: Simeón Alexanders Tórrez Leiva, Félix Pedro Castillo Soza y Carlos Manuel Tórrez Leiva, estos dos últimos de la ciudad de Terrabona-Matagalpa. En el 2014 un medio de comunicación informó que Carlos Manuel Tórrez Leiva, de 40 años, que era administrador de la Alcaldía de Terrabona, falleció de un infarto.

Sepsa opera en una casa esquinera ubicada en Bello Horizonte, Managua. Actualmente quien figura como gerente general de la empresa es el ingeniero eléctrico Simeón Alexanders Tórrez.

Lea también: Costo de la energía y los alimentos preocupan a los nicaragüenses

“Ya somos seiscientas personas trabajando, tenemos una división de proyectos privados y una división de proyectos gubernamentales, licitamos bastantes, tratamos de mantener precios competitivos a nivel nacional y tenemos alianzas con diferentes proveedores para poder garantizar y dar el suministro que se requiere a nivel nacional”, sostuvo una trabajadora de Sepsa que no quiso brindar su nombre durante una feria de proveedores de servicios eléctricos y electrónicos en diciembre pasado.

Valle asegura que la Ley de Contrataciones establece una libre competencia, “pero no te obliga a que vos, si ganaste en una, no podés ganar en otra, al Estado no le importa tanto si sos el mismo proveedor, porque el que tiene la mejor calificación es al que le van a adjudicar, entonces vos podés participar en tantos procesos y podés ser ganador en tantos procesos”.

Lea más en: Energía eléctrica sin llegar a zona rural de Nicaragua

“¿Cuál es el punto? Puede ser que esté ofreciendo menores precios, lo que estoy diciendo es que probablemente hay competencia desleal, no estamos en la misma condición, si vos tenés exoneraciones y excepciones, así no las tenga; lo otro es que hay algunos proveedores oferentes que juegan por bajo en la oferta para ganar y cuando estoy dentro con la adjudicación hacen modificaciones y piden ajuste de precio y se juegan mucho a la parte de las adendas (adiciones a un documento)”, sostuvo Valle.

Sepsa, “empresa hermana” de Telenicsa

Sepsa es considerada por la empresa Telecomunicaciones y Fibra Óptica de Nicaragua, SA (Telenicsa), “una empresa hermana” con la cual tiene alianzas, según explicó en diciembre pasado el ingeniero Manuel Romero, empleado de esta última.

Le puede interesar: Aquí te explicamos por qué los nicaragüenses pagan la energía más cara de la región

Telenicsa, tras cinco años de haber sido constituida, ha ganado varios contratos millonarios otorgados por la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (Enatrel), la empresa de Telecomunicaciones Xinwei y ahora de Te-Comunica.

Actualmente Telenicsa tiene el proyecto de la ampliación de la red de datos de banda ancha, proyecto que ejecuta Enatrel, en conjunto con el Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos (Telcor).

Puede leer también: Comercio nicaragüense ahogado por la tarifa energética

El último contrato que ganó esta empresa fue público en el Diario Oficial La Gaceta, número 235, del 11 de diciembre del año pasado. Para entonces Telenicsa ganó una licitación “por bienes y servicios para la adquisición de equipos de comunicaciones, red troncal y última milla” por 13.8 millones de dólares.

Romero en esa ocasión explicó que actualmente Telenicsa está instalando fibra óptica en Villanueva, Somotillo, Puerto Morazán, luego van a extender la fibra a Quilalí, Telpaneca, San Juan de Río Coco, Triángulo Minero: “Iniciamos de la Subestación Los Brasiles y le damos la vuelta al país, llegando donde nunca ha llegado otra empresa”.