La tecnología no siempre garantiza un buen aprendizaje, dice el Banco Mundial

Para elevar la calidad de la educación no basta con distribuir computadoras, ya que las entregas de tecnologías no han tenido un impacto en el aprendizaje

Expertos del Banco Mundial presentaron en Managua el informe de Desarrollo Mundial 2018 Aprender para hacer realidad la promesa de la educación. LA PRENSA/W.LÓPEZ

Para elevar la calidad de la educación no basta con distribuir computadoras en los colegios, ya que las entregas de equipos tecnológicos no han tenido un impacto real en el aprendizaje. En parte, porque la tecnología no se está usando adecuadamente y por otro lado, se necesitan maestros mejor capacitados, indicó el economista del Banco Mundial especializado en educación, Rafael de Hoyos.

De Hoyos, fue uno de los expositores del informe de Desarrollo Mundial 2018 Aprender para hacer realidad la promesa de la educación, que fue presentado por el Banco Mundial en Managua, donde el órgano multilateral advirtió sobre una crisis en el aprendizaje.

“Todos los insumos escolares deben estar focalizados y deben contribuir al proceso de aprendizaje, sino no deberían tener cabida en el sistema educativo. El ejemplo más relevante es el uso de las tecnologías….en su mayoría esta política de una computadora por niño ha sido inefectiva para mejorar los aprendizajes”, dijo De Hoyos.

Lea: Estudiantes van a la escuela, pero no aprenden, según Banco Mundial

Y es que la tecnología por sí sola no sirve de mucho, ya que en la mayoría de los casos los estudiantes, que son nativos digitales, tienen más dominio que los docentes y no utilizan la herramienta para obtener conocimientos científicos.

“A menudo los maestros están mal preparados, mal apoyados o mal motivados, muchos carecen de una comprensión básica del tema tecnológico”, dijo el economista del Banco Mundial Halsey Rogers.

Adecuación del sistema

Según los expertos del Banco Mundial para superar la crisis generalizada del aprendizaje, se necesita eliminar las barreras técnicas y políticas, ya que no es suficiente con hacer cambios en los currículos escolares, también se requiere de más formación docente y una buena gestión de los colegios.

“Consideren el caso en que un país presente un nuevo plan de estudios para mejorar el aprendizaje. Por ejemplo, un currículo centrado en el estudiante, eso no es suficiente. También se necesita reformar la formación docente para que sepan cómo enseñar el nuevo plan de estudios y también es necesario adecuar la evaluacion del docente”, explicó Rogers.

Le puede interesar: Banco Mundial alerta sobre crisis en el aprendizaje en Nicaragua

El reporte que fue presentado por el Banco Mundial también aborda la mala nutrición en los estudiantes y el acceso a la información pública.

El problema de los ninis

El economista del Banco Mundial especializado en educación, Rafael de Hoyos, destacó que producto de la deserción escolar han aumentado la cantidad de jóvenes que ni estudian ni trabajan(ninis).

“Los ninis son una manifestación más de sistemas educativos que no logran proveer los aprendizajes mínimos y necesarios. El tema de los ninis es producto de la desigualdad del ingreso y una vía a través de la que se perpetúa esa desigualdad”, dijo De Hoyos.

El experto explicó que el abandono escolar aunque se da en secundaria, es un proceso que inicia desde los primeros años de la infancia, ya que los niños que no reciben educación inicial y no son bien estimulados en la educación primaria, fácilmente abandonan la escuela en los próximos años.

“Son niños que nacen en hogares donde no se les da la estimulación temprana, tienen mala nutrición y luego entran al sistema educativo”, agregó De Hoyos.

345

millones de dólares es el monto de la inversión del Banco Mundial en el sector educativo de Centroamérica. Actualmente ese órgano multilateral ejecuta cuatro proyectos en el istmo.

Lea también: Banco Mundial inquieto por deserción en secundarias de Nicaragua

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: