Policía de Estelí calla sobre niña encontrada muerta al fondo de un pozo en Pueblo Nuevo

Las autoridades policiales de Estelí no se han pronunciado sobre la muerte de una niña encontrada en un pozo, atada de manos y pies, en Los Llanos, Estelí

La niña Yesbeling María Espinoza Calero en Estelí, es el caso más reciente de asesinato atroz contra una niña. LA PRENSA/ROBERTO MORA

La niña Yesbeling María Espinoza Calero en Estelí, es el caso más reciente de asesinato atroz contra una niña. LA PRENSA/ROBERTO MORA

Las autoridades policiales de Estelí no se han pronunciado sobre la muerte de una niña, presuntamente Yesbeling María Espinoza Calero, de 12 años, encontrada en el fondo de un pozo, atada de manos y pies, en la comunidad Los Llanos.

Aunque todavía no hay un informe que indique que el cuerpo encontrado el martes 20 de febrero pertenezca a Yesbeling María, sus familiares afirman que es ella.

LA PRENSA intentó obtener la versión del jefe de la Policía en el departamento de Estelí, comisionado mayor Alejandro Ruiz Martínez, pero su asistente dijo que estaba en reunión.

Puede interesarle: Encuentran el cuerpo de una niña de 12 años amarrado al fondo de un pozo en Estelí

Yesbeling María había desaparecido desde el 24 de noviembre de 2017. Las manos atadas con alambre de púas, una enorme piedra que estaba amarrada a su cintura para que no flotara en el pozo, es parte de la descripción que han dado sobre el hallazgo.

En este lugar han vuelto a recordar hechos violentos que han estremecido a los pobladores. El 10 de junio de 2012, José Andrés Casco Hurtado o Kilwin Casco Carey, de 37 años, llegó a la casa ubicada en el lugar conocido como San Francisco, donde mató a sus ocupantes.

Lea también: Transportista denuncia supuestas anomalías de delegado y termina ante un juez en Estelí

El sujeto acabó con la vida de Vidal Carrasco Moreno, de 56 años, y su compañera de vida Zaida Larios Benavides, de 35 años, a quienes dejó enterrados en una zanja cercana a la casa. A los cuatro días, la niña Deyra Alvarado Larios, de 9 años, fue encontrada a algunos kilómetros de la vivienda en la cima de un cerro.

El crimen lo cometió porque una niña de 14 años rompió la relación de noviazgo con él por recomendaciones de la madre de la menor, quien fue una de las víctimas.

María Reina Montenegro, quien habita en la propiedad donde fue encontrado el cuerpo, dijo que revivieron el temor que sintieron después de los hechos del 2012.

También lea: Jurado absuelve a hombre que mató a su primo por abusar de su hija en Estelí

“Esto no puede seguir así”, dijo por su parte don José María Ramos, quien sostuvo que en sus 70 años de vida, nunca había visto algo tan horrendo como lo sucedido en el 2012 y lo ocurrido esta semana.

Dependen de remesas

La comunidad Los Llanos Número Uno del municipio de Pueblo Nuevo depende de la agricultura, principalmente del café; sin embargo, desde que comenzó a afectar la roya, nunca más fue igual.

Se perdieron las plantaciones de café y una gran mayoría emigró hacia Costa Rica, Panamá y España, relató la señora Carmen María Calderón, habitante del lugar, quien agregó que ahora dependen de las remesas.

Los Llanos Número Uno está ubicada a unos 12 kilómetros del casco urbano de Pueblo Nuevo y más de la mitad de la carretera de ese trayecto se encuentra en mal estado. Cuenta con un centro escolar donde se imparte secundaria desde hace algunos años y también un centro de salud.