Técnicas de tinturación para iluminar el cabello

Las mechas californianas reflejan la estética de una melena con un tono degradado en el que las puntas parecen más claras por el efecto de la luz solar

Foto: LA PRENSA/istockphoto.com

El color rubio es uno de los tonos de moda, sinónimo de una melena bonita. Muchas chicas prefieren la opción de las mechas porque no requieren un seguimiento tan continuo como el tinte.

Uno de los inconvenientes de las mechas es que su resultado depende del tono natural del cabello ya que el contraste de una melena castaña comienza a notarse pronto con el tono de las mechas. Las mechas aportan un toque de luz al rostro, iluminan la melena de un modo muy natural. Es una tendencia atemporal. Además, unas mechas finas, distribuidas de forma uniforme por la melena, aportan un efecto volumen.

Las mechas estivales son una propuesta de estilo que sigue la estética de un degradado a partir del tono natural y el de las mechas. Además, la tonalidad de la mecha puede ser no solo rubia sino también, castaña. Esta es la opción perfecta para aquellas mujeres que no quieren teñir toda su melena, ni sufrir el efecto raíz.

Foto: LA PRENSA/istockphoto.com.

Las mechas californianas favorecen mucho a aquellas mujeres que lucen media melena o melena larga. Además, otra de las ventajas de peluquería es que puedes encontrar productos específicamente diseñados para hacerte este retoque en tu propia casa.

El resultado de la mecha californiana siempre muestra una armonía si el tono es similar al del color natural del cabello. Las mechas californianas reflejan la estética de una melena con un tono degradado en el que las puntas parecen más claras por el efecto de la luz solar.

Este estilo es más informal y juvenil. Aporta un toque desenfadado. Este cambio de imagen es especialmente recomendable para quienes no se atreven con un cambio más drástico puesto que la naturalidad es la máxima de este look.

Cómo cuidar las mechas californianas

Es aconsejable que compres un champú especial para cabello teñido que contiene nutrientes esenciales para aportar vitalidad a tu melena. Además, otra rutina de belleza complementaria es aplicar una mascarilla en las puntas con una frecuencia semanal.

Utiliza productos capilares con filtro UVA y UVB para proteger tu melena de los efectos solares. Además, puedes utilizar un sombrero para la playa.

Lo ideal es acudir a la peluquería para un retoque en las puntas cada mes y medio o dos. En la medida de lo posible, reduce el uso del secador y la plancha del pelo.

La técnica del balayage

La técnica del balayage es una alternativa habitual a las mechas californianas. ¿En qué consiste? Una técnica de coloración que también muestra un efecto degradado, pero en ese caso, muy sutil.

Foto: LA PRENSA/ istockphoto.com.

La media melena es perfecta para este tipo de coloración. Esta técnica francesa se inició en la década de 1970. El peluquero retoca con pincel aquellas partes de la melena que requieren luz. El término “balayage” quiere decir barrer.

Esta técnica consiste en aportar reflejos de luz al cabello sin utilizar papel de aluminio. Con esta técnica, se nota menos el efecto raíz que con las mechas tradicionales.