Continúan bombardeos en Siria pese a la solicitud de la ONU de una tregua

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, once personas perdieron la vida este lunes por un ataque aéreo contra la ciudad de Duma

GutaOriental, Siria

Dos menores son atendidas en un hospital en Guta Oriental. LA PRENSA/EFE

Los bombardeos de la aviación siria y rusa y el fuego de artillería de las fuerzas gubernamentales golpearon este lunes a Guta Oriental, el principal feudo opositor de las afueras de Damasco, donde 22 personas murieron antes del inicio de una «pausa humanitaria».

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, once civiles de una misma familia, entre ellos seis menores, perdieron la vida la pasada madrugada de este lunes por un ataque aéreo contra la ciudad de Duma, la mayor de Guta Oriental. Otras diez personas fallecieron por disparos de la artillería de las tropas gubernamentales en Duma; mientras que un civil pereció por un ataque similar en la población de Harasta.

Con las víctimas mortales de este lunes, ascienden a 561 las personas que han muerto en Guta Oriental, entre ellas 139 menores y 83 mujeres, desde el inicio de la escalada de los ataques el pasado 18 de febrero.

Lea además: Más de 500 muertos en una semana por ataques en Siria

Hace dos días, el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó una resolución en la que exigía una tregua de 30 días en Siria, sin que, por el momento, haya supuesto una reducción de las hostilidades. No obstante, el ministro ruso de Defensa, Serguéi Shoigú, anunció hoy una pausa humanitaria en Guta Oriental, que comenzará mañana y que durará cinco horas cada día.

«Anteayer (sábado) se adoptó la resolución 2401 del Consejo de Seguridad de la ONU. Por orden del presidente ruso, Vladímir Putin, y con el objetivo de evitar víctimas entre la población civil de Guta Oriental, desde el 27 de febrero, es decir, mañana, entre las 09:00 (a.m) y las 14:00 (2:00 p.m) horas cada día se introducirá una pausa humanitaria», declaró Shoigú.

En declaraciones por internet, el jefe de la sala de operaciones del opositor Ejército Libre Sirio (ELS) en Damasco y su periferia, Abu Zuheir al Shami, puso en duda que las autoridades sirias y Rusia vayan a respetar la tregua. «Los bombardeos (de Rusia y el ejército sirio) no se han detenido en Guta Oriental, por tanto es imposible que haya una tregua», consideró Al Shami, quien subrayó que sus combatientes están «en la línea de defensa». «Por lo que si vemos un cohete, nos defenderemos», amenazó.

Al Shami reveló que ha habido negociaciones «secretas» entre los insurgentes y Rusia, por un lado, y con EE.UU., por otro, sobre la situación en la región. Destacó que los rebeldes han frustrado la ofensiva que iban a lanzar las autoridades sirias, comandadas por el general Suheil Hasan, alias «El Tigre», en Guta Oriental antes de que se iniciara. «La ofensiva del régimen contra Guta Oriental fue abortada antes de que empezara, porque desde hace tiempo el régimen ha estado cavando túneles para introducir a sus seguidores» dentro de la región, detalló.

Inusitada violencia

Esta campaña contra Guta oriental del régimen de Damasco -apoyado militarmente por Moscú- es de una violencia inusitada, incluso para un país arrasado desde 2011 por un conflicto que ha dejado ya unos 340,000 muertos y una profunda crisis humanitaria.

Puede leer: “Es lo más parecido al día del Juicio Final”: qué está ocurriendo en Guta Oriental, donde han producido los peores bombardeos en Siria del último año

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos denunció este lunes los “mataderos de seres humanos” en Siria. Por su parte, la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, también llamó este lunes a aplicar “inmediatamente” la tregua de 30 días en Siria adoptada por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para permitir la entrega de ayuda humanitaria y las evacuaciones médicas. Entretanto, en Guta oriental las dramáticas escenas se repiten a diario.

Familias enteras están refugiadas en sótanos para escapar al diluvio de fuego, mientras los socorristas apenas dan abasto, y los heridos, entre ellos muchos niños, ocupan las escasas camas de atiborrados hospitales. En las calles, las fachadas de los edificios, algunos de varios pisos de altura, parecen destripadas, mientras que las calles están repletas de escombros y restos calcinados de automóviles.

Además: Siria niega poseer armas químicas y asegura que su uso es “inaceptable”

El presidente francés Emmanuel Macron expresó este lunes su “gran preocupación” ante esos persistentes bombardeos.

Francia y Alemania habían exhortado el domingo a Rusia a que ejerciera una «presión máxima» sobre el régimen sirio para que se aplique “inmediatamente” la tregua. París enviará el martes a Rusia a su ministro de Exteriores, Jean-Yves Le Drian. El domingo, el OSDH informó de 14 casos de asfixia, entre ellos un niño que falleció en una localidad de Guta bombardeada por el régimen.

Un médico que trató a los pacientes, el doctor Yaacub, indicó que había “sospechas de uso de armas químicas, probablemente un ataque con gas de cloro”.

También: “Escapé de Estado Islámico para no tener que matar a mis amigos”

Según él, “un olor a cloro” salía de la “ropa y de la piel de los pacientes” que padecieron “dificultades respiratorias e irritaciones a nivel de los ojos y la piel”. Pero el ministerio de Defensa ruso inmediatamente señaló a los insurgentes, afirmando que previeron “recurrir a sustancias tóxicas para acusar a las fuerzas gubernamentales de utilizar armas químicas contra la población civil” según un comunicado.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: