Expertos esperan climas extremos en 2018 para Nicaragua

Jaime Íncer Barquero añade que lo “interesante” de los climas extremos que se esperan este año, es que Nicaragua no está preparada para ninguno de los dos.

El agrometeorólogo Agustín Moreira, explica que puede haber huracanes en el Caribe del país. LA PRENSA/Archivo

Según informó la NOAA, la temporada 2018 será más moderada. LA PRENSA/ Archivo

Las inusuales lluvias registradas este febrero tienen origen en los frentes fríos de la zona del Golfo de México, explica el agrometeorólogo del Centro Humboldt, Agustín Moreira. Estos sistemas frontales en México se han encargado de desplazar “masas de frío sobre el territorio de Centroamérica y se han combinado con bajas presiones que ya han generado vaguadas, las cuales han estado generando lluvias en la zona del centro del territorio y algunas áreas del Pacífico”, especifica Moreira.

Por otro lado el científico Jaime Íncer Barquero indica que las lluvias se deben a la combinación de dos factores: “Bajas presiones, que significan lluvias tardías nunca antes vistas y por otro lado los vientos alisios, que son propios de estos primeros meses de verano, que llevan una gran fuerza”, dice.

Además, Íncer Barquero asegura que todo obedece también a los cambios climáticos que se experimentan en todo el planeta. “En otras latitudes el cambio climático se traduce en fríos y calores excesivos y grandes variaciones en la temperatura”, afirma.

Los pronósticos para este año

Agustín Moreira espera que para este invierno la combinación entre el fenómeno de La Niña y el fenómeno de El Niño neutro den las posibilidades de tener el comportamiento de un invierno normal. “Pero con algunas anomalías en los meses de septiembre y octubre que podrían ser unas bajas de lluvias o podríamos tener algunos eventos extremos desde el Caribe, que podrían ser huracanes”, indica el experto.

Por otro lado, para la temporada de verano el agrometeorólogo pronostica bastante calor, mucha temperatura y vientos alisios que afectarán la zona. Asimismo, espera temperaturas altas “en el área del Pacífico, principalmente, moderadas en la zona Central y en el Caribe, normales”.

Para el próximo mes de marzo habrá frío en horas de la madrugada y posteriormente temperaturas altas durante el día.
Jaime Íncer Barquero también espera climas extremos para el resto del 2018. Según el científico, hay buenas posibilidades de que este verano sea más caliente que el anterior y que , sobre todo, haya sequía. “Vamos a tener ríos secos, lagos que bajan su nivel y agua subterránea que se va a ir agotando porque no se repone”, dice.

Para el invierno será lo contrario, “lluvias tormentosas que son dañinas”, pronostica el científico.

Advertencia

Para Jaime Íncer Barquero lo “interesante” de los climas extremos que se esperan este año, es que Nicaragua no está preparada para ninguno. “No tenemos cortinas rompevientos para evitar la erosión en los lugares donde se sembró algodón. En las montañas no tenemos bosques que puedan atrapar y condensar la lluvia, hacerla correr como río o profundizarla como agua subterránea, debido a que hemos hecho despales más allá de la capacidad de la naturaleza de poder resarcirse a sí misma”, lamenta el científico.


25 muertes dejaron las lluvias en Nicaragua en menos de treinta días, en octubre de 2017. La tormenta tropical Nate fue especialmente perjudicial en su paso por el país.


 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: