Recomiendan poblar de árboles las fallas sísmicas de Managua

Exactamente en la página 252 del amplio documento se aborda el tema de la infraestructura verde en corredores de falla, donde se propone la liberación de edificaciones por donde estas pasan y además dejarle 15 metros más a cada lado.

Fallas sísmicas de Managua

En 1972 un terremoto tiró abajo Managua, siendo la zona más afectada su centro urbano. Poco a poco este se ha recuperado con obras de esparcimeintos y construcciones de instituciones públicas. LAPRENSA/O.NAVARRETE

Los habitantes de Managua se han acostumbrado a vivir rodeados de fallas sísmicas y con la alta probabilidad de la ocurrencia de temblores, no obstante en el Plan de Revitalización del Centro Tradicional y Patrimonial aparecen consideraciones que tienen que ver con la resiliencia y renaturalización.

Exactamente en la página 252 del amplio documento se aborda el tema de la infraestructura verde en corredores de falla, donde se propone la liberación de edificaciones por donde estas pasan y además dejarle 15 metros más a cada lado como medida de protección.

Los objetivos de estos es la “mitigación del riesgo sísmico al eliminar la presencia de viviendas u otras edificaciones sobre las zonas de fractura, mitigación de los efectos de la escorrentía mediante la implantación de canales de infiltración biológica a la vez que se favorece la recarga de acuíferos y la descontaminación de las aguas”.

A juicio del geólogo Dionisio Rodríguez, director del Grupo de Geólogos y Geofísicos (Geos), es vital que se cumpla con la consideración del Plan de Revitalización porque representa la seguridad de las personas y “por esa razón es muy importante que previo a cualquier construcción hacer estudios del terreno, estudios geológicos y de fallamiento”.

Rodríguez señaló que no se debe postergar más el estudio a profundidad de los sistemas principales de fallas porque la ciudad se ha extendido horizontalmente y eso aumenta su vulnerabilidad.

“Ya existe una guía de fallamiento superficial para Managua y desde luego que hay que hacer estudios pertinentes, geológicos y que incluyan los de fallas”, recomendó Rodríguez.

Estudios de fallamiento

Según el geólogo Dionisio Rodríguez, director del Grupo de Geólogos y Geofísicos (Geos), fue tras el terremoto de diciembre de 1972 que empezaron los estudios del fallamiento de Managua, siendo la más estudiada la Tiscapa, misma que provocó el tenebroso sismo de casi 46 años.

“¿Qué significa una falla? Es cuando hay una ruptura en el terreno y a lo largo hay movimientos, sea horizontales o verticales, con respecto al trazo de esa ruptura”, explicó Rodríguez.

Managua es altamente sísmica, una razón más para que sus construcciones cumplan con todos los códigos constructivos vigentes en el país. Actualmente, tras la presentación del Plan Maestro de Desarrollo Urbano, elaborado por la Agencia de Cooperación Internacional del Japón, se apuesta a la construcción vertical porque de seguirse extendiendo será imposible de su mantenimiento, además de mayor vulnerabilidad.

6
principales sistemas de fallas tiene Managua, según el geólogo Dionisio Rodríguez, director del Grupo de Geólogos y Geofísicos (Geos). Recomienda que todos estos deben estudiarse.