Una investigación filológica de Azul…

Zepeda-Henríquez, de larga y reconocida trayectoria en el culto intelectual a Darío, inicia su “Prólogo en dos lenguas”, aclarando: “Este es un trabajo de artesanía, sin trampa ni ordenador (léase computadora)

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: