Un motorizado muere tras caer a un abismo en Yalí, Jinotega

A pesar que los jóvenes llevaban cascos, el exceso de velocidad y la profundidad del abismo les causó heridas graves

Chinandega, accidentes

Imagen ilustrativa. LAPRENSA/ARCHIVO

José Mauricio Díaz, de 19 años, falleció la noche del domingo después que la motocicleta en la que viajaba junto a su pareja, Fátima Lourdes Herrera, de 20 años, cayera a un precipicio ubicado en la comunidad de la Brellera, municipio de Yalí, Jinotega.

Las autoridades policiales y una ambulancia trasladaron a Herrera al hospital Padre Odorico D’ Andrea en San Rafael del Norte, donde todavía se encuentra en estado delicado e inconsciente.

Lea además: Minsa y Policía divergen en cifras de muertes por accidentes de tránsito

Díaz se dirigía de San Rafael del Norte hacia Yalí y manejaba su motocicleta negra a exceso de velocidad. Una fuente policial dijo que el joven se encontraba en estado de ebriedad al momento que perdió el control de la motocicleta en una curva, cayendo hacia el precipicio de más de 10 metros de profundidad.

A pesar que los jóvenes llevaban cascos, el exceso de velocidad y la profundidad del abismo les causó heridas graves. Los pobladores que presenciaron la tragedia llamaron a las autoridades e intentaron ayudar a la pareja, sin embargo, José Mauricio Díaz falleció casi inmediatamente por el trauma craneoencefálico severo y las lesiones internas en sus órganos.

Lea también: Accidentes resultan costosos en Nicaragua

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: