Periodismo independiente condena masacre y pide respeto a derecho a informar

El periodismo independiente demandó el respeto a libertad de pensamiento e información en medio de la crisis que atraviesa Nicaragua

El director de LA PRENSA, Jaime Chamorro Cardenal, a la izquierda del director de Radio Darío, Aníbal Toruño, mientras se leía el pronunciamiento de los medios independientes. LA PRENSA/E.CHAMORRO

El periodismo independiente condenó este miércoles la masacre de abril que dejó al menos 43 muertos– entre ellos el periodista Ángel Gahona en Bluefields, en el caribe sur–, decenas de heridos y desaparecidos, la que debe ser investigada por una comisión independiente al Estado que establezca  la verdad para llevar a los responsables ante la justicia, de acuerdo con un pronunciamiento firmado por reporteros y directores de medios de comunicación.

El pronunciamiento fue respaldado horas después por la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), cuyo presidente, Gustavo Mohme, director del diario peruano La República, reiteró la condena por los actos de censura y represión registrados desde abril en Nicaragua, y avaló «el pedido justo de numerosos periodistas y representantes de medios».

Roberto Rock, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP y director del portal mexicano La Silla Rota, mostró su respaldo y reiteró la necesidad de esclarecer en su totalidad el asesinato del periodista Gahona, «así como los actos de represión contra periodistas y medios».

Urgen respeto a libertad de información

El comunicado de los periodistas nicaragüenses  fue leído la mañana de este miércoles por Aníbal Toruño director de Radio Darío, en León, la cual fue incendiada por turbas sandinistas en estos días de protestas antigubernamentales. Los comunicadores urgieron el respeto al  derecho a la libertad de pensamiento e información, pero también dejan por escrito su rechazo a las agresiones a comunicadores, a las campañas de descrédito y responsabilizan al Estado por sus consecuencias.

Lea también: Ciudadanos marcharán este miércoles por la democracia en Nicaragua

«Reiteramos nuestro compromiso como periodistas profesionales, por la autorregulación ética, y la búsqueda de la verdad, divulgando información confirmada en base a un riguroso contraste de fuentes», sostienen los periodistas.

Entre los firmantes, se encuentran el director de La Prensa, Jaime Chamorro, su jefe de redacción Eduardo Enríquez, el propietario de Radio Corporación Fabio Gadea Mantilla, el director de Confidencial y Esta Semana, Carlos Fernando Chamorro, así como Miguel Mora, propietario del canal de noticias 100 por noticias, censurado por el gobierno durante la crisis.

Lea además: Embajadora de Estados Unidos en la ONU cuestiona a Daniel Ortega

Las protestas contra el gobierno iniciaron el 18 de abril pasado, cuando la ciudadanía se mostró inconforme en las calles contra la reforma a la seguridad social. Esas protestas fueron reprimidas por el régimen, a través de la Juventud Sandinista, los  motorizados– de la estructura partidaria del gobierno–, y ante la mirada pasiva de la Policía Nacional, a la que señalan de cómplice de las turbas.

 

 

A continuación el comunicado íntegro:

Pronunciamiento de la prensa independiente

En defensa de la libertad de prensa y la libertad de expresión, exigimos el cese de la represión y las agresiones contra los periodistas y medios de comunicación

Nosotros, los abajo firmantes, periodistas independientes: reporteros, editores, escritores, columnistas, fotógrafos, camarógrafos, caricaturistas, blogueros, corresponsales nacionales y extranjeros, propietarios de espacios y medios de comunicación locales y nacionales.

Ante la gravedad de los actos de represión que se han desatado en Nicaragua desde el 18 de abril de 2018, y que han dejado más de 46 muertos, decenas de heridos y desaparecidos:

  1. Condenamos la masacre y exigimos que sea investigada por una comisión independiente del Estado que establezca la verdad, para someter a los responsables ante la justicia.
  2. Condenamos las agresiones sufridas por periodistas y medios de comunicación, que se mantienen en la impunidad:
  • El asesinato de Ángel Gahona, ocurrido en Bluefields.
  • El ataque y la destrucción de Radio Darío, ocurrido en León.
  • Las agresiones físicas contra los periodistas que cubren las protestas y el robo de sus medios de trabajo.

La censura ilegal impuesta por Telcor contra 100% Noticias, Canal 12, Telenorte en la ciudad de Estelí, y otros medios de televisión.

Le puede interesar: Franklin Flores Lacayo, universitario brutalmente lesionado por la Policía Nacional

El asesinato de periodistas, las agresiones contra reporteros y camarógrafos mientras desarrollan su labor periodística, y la censura de medios, son prácticas que deben ser desterradas para siempre.

3. Rechazamos toda agresión –directa o indirecta– contra periodistas de cualquier medio de comunicación, y demandamos al Estado y a la sociedad, una política de cero tolerancia ante las agresiones contra periodistas.

4. Exigimos al gobierno del presidente Daniel Ortega, el pleno respeto al derecho a la libertad de pensamiento y el derecho a la información, consagrados en los artículos 30, 66, 67 y 68 de la Constitución Política de Nicaragua.

Lea también: Gobierno excluye al rector de la UAM, Ernesto Medina, de la mesa de diálogo

5. Reconocemos el extraordinario despliegue de los ciudadanos que, haciendo uso de su derecho constitucional, están brindando información a través de las redes sociales. Gracias a su empoderamiento, se está derrotando a la censura y el monólogo oficial. Rechazamos los planes del régimen de imponer la censura y cortapisas para limitar este derecho ciudadano.

6. Reiteramos nuestro compromiso como periodistas profesionales, por la autorregulación ética, y la búsqueda de la verdad, divulgando información confirmada en base a un riguroso contraste de fuentes.

7. Rechazamos las campañas de calumnias y difamación promovidas contra periodistas, y responsabilizamos al Estado por sus consecuencias.

8. Exigimos el cese del secretismo en la política estatal de comunicación, y demandamos que se restituya el derecho a la información pública consagrado en la Ley 621, Ley de Acceso a la Información Pública y en la Constitución.

9. La distribución de la publicidad oficial no puede seguir siendo un monopolio de los medios de la familia gobernante y sus allegados, ni ser utilizada para castigar a los medios críticos de la gestión del Estado.

Lea: Madres de víctimas de Estelí rechazan participación de Policía en investigaciones

10. Telcor debería funcionar como una institución ajena a los intereses del gobernante, para que no siga siendo utilizada como garrote contra los medios críticos del Gobierno. La Dirección General de Ingresos (DGI), la Dirección General de Aduanas (DGA), y el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS), deben de dejar de ser instrumentos de coacción contra los medios de comunicación.

A lo largo de nuestra historia, la conquista de la libertad de expresión en Nicaragua ha tenido un altísimo costo; periodistas asesinados, desterrados, encarcelados, medios confiscados y objeto de cuantiosas multas.

La cobertura de las protestas, forma parte del trabajo cotidiano e ineludible que realizan los periodistas de distintos medios de comunicación. Los nicaragüenses tienen derecho a conocer el desarrollo de los acontecimientos que marcan el rumbo de la nación.

En virtud de lo anterior hacemos un llamado al Estado, en primer lugar, y a todos los nicaragüenses, a respetar el derecho y el deber que tienen los periodistas a realizar su trabajo sin recibir ningún tipo de vejación.

Demandamos cero agresiones contra los periodistas, ni ningún tipo de represalias de parte del Estado contra los medios, por el simple cumplimiento de su sagrada labor de informar,

Los firmantes

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: