Luis Almagro condena asesinatos en Nicaragua, pero no reconoce a Daniel Ortega como responsable

"Condenamos los asesinatos cometidos ayer por las fuerzas represivas y los grupos armados y nos solidarizamos con las familias de las víctimas", dijo el secretario general de la OEA

Luis Almagro junto a Antonio Ledezma LAPRENSA/EFE

El secretario  general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, ha llamado «a detener la violencia» que sufre la población a la vez que ha condenado la masacre 15 personas muertas y de 199 heridos de este miércoles, Día de la Madre, pero no ha identificado al gobierno de Daniel Ortega como el responsable.

Almagro se ha pronunciado a través de un video, colocado en su cuenta de Twitter y de la OEA, en que expresó que «Nicaragua vivió ayer» 30 de mayo, «otro día trágico, de represión, de violencia y muerte», y ha planteado que «a la brevedad» empieza a trabajar el Grupo Independiente de Exterior que investigue lo represión que sufre las protestas ciudadans desde el 18 de abril pasado a la fecha.

«Condenamos los asesinatos cometidos ayer por las fuerzas represivas y los grupos armados y nos solidarizamos con las familias de las víctimas. Llamamos al Estado a detener la violencia de estos factores represivos», dijo el secretario general de la OEA, aunque no se atrevió a responsabilizar directamente al ejecutivo de Ortega de la masacre. Aunque ha pedido que se identifiquen a los responsables de la represión. «Sólo  la verdad, la justicia y la no represión pueden recomponer a Nicaragua. Solo la justicia, a partido de la identificación de los más altos responsables de estos hechos, detendrá la violencia», dijo Almagro.

Además: Nicaragüenses en Washington encaran a Luis Almagro, exigiendo más firmeza con Daniel Ortega

Almagro ha sido cuestionado por organizaciones nacionales así como por nicaragüenses que residen en Estados Unidos por no asumir una postura de condena directa a Ortega por los crímenes contra la protesta cívica. Ayer un grupo de nicaragüenses encararon al secretario general de la OEA  en las afueras de la sede del organismo regional en Washington, Estados Unidos, y le reclamaron lo que consideran una actitud pasiva del diplomático con la crisis política que vive Nicaragua.

La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, que agrupa a universitarios, campesinos, empresarios y sociedad civil está exigiendo el adelanto de las elecciones y la renovación de todo el Consejo Supremo Electoral (CSE) como ruta para el restablecimiento de la democracia en Nicaragua. Pero la respuesta que dio ayer, Daniel Ortega fue que no renunciará. «Aquí nos quedamos todos», dijo Ortega en una contramarcha convocada por el oficialismo, pero que resultó un plantón por la poca asistencia.

Lea: Daniel Ortega dice que se queda y que “Nicaragua no es propiedad privada”

Sin embargo el secretario general de la OEA ha afirmado en su pronunciamiento este jueves que  no actúan con «dobles estándares ni dobleces», y nuevamente señaló de que hay una «campaña de mentiras» sobre la actuación de la OEA ante la grave crisis social y política en Nicaragua.

La OEA firmó con el gobierno de Ortega un memorándum de entendimiento en el que se acuerdan trabajar cambios en el Sistema Electoral nicaragüense. Ese acuerdo se firmó en 2016, sin embargo las autoridades nacionales ni el organismo contidental ha explicado cuál es el avance del mismo, lo cual es el centro de la crítica de diferentes sectores sociales y políticos nicaragüense.

Sin embargo la postura del excanciller de Uruguay que dirige la OEA es que «la solución» a la crisis en Nicaragua «es democrático, de elecciones, libres, transparentes y justas, que representen la voluntad del pueblo».

Puede interesarle: Obispos de Nicaragua cancelan el diálogo nacional hasta que gobierno deje de reprimir

«En ello justamente estamos trabajando», aseguró Almagro en su comunicado, «en la implementación de las recomendaciones de la Misión de Acompañamiento Electoral de las elecciones municipales de 2017, las cuales fueron denunciadas por fraudulentas por la oposición.

La secretaría general de la OEA ha defendido su trabajo en ayudar al restablecimiento del sistema democrático nicaragüenses indicando que está en práctica las recomendaciones de la misión de observación de las elecciones municipales para «sanear el proceso electoral» del país.

Recordó Almagro que en medio de la crisis social que estalló el 18 de abril, logró negociar con el gobierno de Ortega que se aceptara una misión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para observar la crítica situación de derechos humanos» del país. La CIDH en su informe preliminar indicó unos 76 muertos y más de 800 heridos y más de 400 detenidos; sin embargo el número de asesinatos sumarían un centenar.

«La OEA tiene en marcha trabajos urgentes en el país en favor de la institucionalidad democrática. Este trabajo continuará, basado en los mismos objetivos y en los principios de democracia y derechos humanos», aseguró el secretario de la OEA en su comunicado de este 31 de mayo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: