Obispo Abelardo Mata: Daniel Ortega respondió con represión a propuesta de democratización

El secretario de la Conferencia Episcopal aseguró este lunes que el tiempo de Daniel Ortega terminó ante el silencio de este de aceptar con voluntad una ruta democrática

Nemesio Mejía

La represión de la Policía Nacional en contra de las protestas ciudadanas, han dejado a fecha más de 127 muertos desde abril pasado. LA PRENSA/J.FLORES

El secretario de la Conferencia Episcopal y Obispo de Estelí, Abelardo Mata, cuestionó este lunes el silencio del presidente designados Daniel Ortega, que pidió el jueves pasado dos días para «reflexionar» la propuesta de democratización de Nicaragua que la Conferencia Episcopal le hizo llegar en un encuentro privado.

«La respuesta que hemos recibido es más violencia: creo que (Ortega) ha respondido con hechos. Nefasta respuesta está dando, respuesta que no es responder de manera responsable. La crisis se está ahondando más y  más», dijo Mata vía telefónica.

Mientras el Obispo ofreció estas declaraciones, se recibieron reportes de que la represión se ha recrudecido este lunes en varias partes del país, en especial en los barrios orientales de Managua, en los que nuevamente los pobladores han señalado a policías y paramilitares como los responsables de la agresión a la ciudadanía.

El sábado pasado se venció el plazo solicitado por Ortega, después que el jueves los obispos le entregaron la propuesta y se declararon a la espera de una respuesta por escrito, de lo que dependería la reanudación del diálogo nacional, suspendido desde el 31 de mayo, tras la masacre del día de las madres.

Hasta este lunes, el país vive su día número 56 de protestas, en las que han sido asesinados más de 127 personas, más de mil han sido heridos según organismos de derechos humanos.  «El tiempo fijado ya terminó y ya no hay espera alguna. La decisión tomada es que se convoque a la asamblea del diálogo para que la misma mesa del diálogo lo dé por clausurada, ante la irresponsabilidad de quienes gobiernan. Más no sé decir», dijo Mata.

Lea más: Al menos cinco muertos por la represión orteguista este fin de semana

Los Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua son mediadores y testigos del diálogo nacional. El gobierno se ha negado a discutir el tema de la democratización, porque para ellos sería una ruptura constitucional del país, lo que constituiría un golpe de Estado.

La población demanda en las calles la salida de Ortega y Rosario Murillo, su esposa y vicepresidenta designada por el poder electoral.

La tensión provocada por los ataques a la población ha hecho pronunciarse a otros obispos también en la mañana.

Báez a pobladores: «No salgan a las calles»

El obispo Auxiliar de Managua, Silvio José Báez, hizo un llamado a los pobladores de los barrios orientales de Managua, que están siendo atacados por fuerzas de choque y la Policía Nacional, que no salgan a las calles y no arriesguen sus vidas inútilmente.

El jerarca católico hizo estos comentarios en su cuenta de Twitter, en la que  hace dos horas dijo que, usando el lenguaje de la represión, el presidente designado Daniel Ortega se aleja cada vez más  de la realidad, agrava la crisis política y el dolor del pueblo, «y se esfuerza en destruir el diálogo nacional».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: