Orteguismo pone precio a la cabeza de líder del Movimiento 19 de Abril en Masaya

Cincuenta mil córdobas ofrecen por los hermanos Fajardo los operadores del orteguismo, a quienes responsabilizan de destruir la ciudad de Masaya

Masaya

El Hotel Msaya propiedad de Cistian Fajardo, miembro del Movimiento 19 de Abril, fue quemado por paramiliares en la madrugada del 20 de junio. Foto LA PRENSA/Manuel Esquivel

A nivel de grupos mafiosos por las redes sociales han circulado anuncios como una especie de carteles con el famoso “se busca” en contra de uno de los líderes del Movimiento 19 de Abril en Masaya.

Se trata de Christian Fajardo, cuya fotografía circula por las redes sociales junto a un hermano suyo y por quienes dicen ofrecen cincuenta mil córdobas por cada uno.

Christian Fajardo es uno de los líderes de la resistencia pacífica en Masaya, por lo que el orteguismo ha puesto precio a su cabeza y de su hermano.

La madrugada del miércoles 20 de junio a Fajardo le fue quemado un hotel de su propiedad, en ese hecho resultó herido René Caballero, pariente suyo.

El poner precio a la cabeza de una persona “es criminal”, aseguró el asesor legal de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), Pablo Cuevas, quien recordó que él ha insistido en afirmar «que estamos ante autoridades que actúan como crimen organizado, que se coordinan para violentar la ley y causarle daño a los ciudadanos siendo que las autoridades están para proteger al ciudadano, para tutelarle el uso y gozo de sus derechos constitucionales, (pero) aquí eso es romanticismo».

Criminalizados por defender sus derechos

Por las redes sociales el anuncio dice “se buscan por destruir Masaya”, en el que cuelgan fotografías suya y la de su hermano Santiago. Pero Fajardo aseguró que es un plan del Gobierno para aterrorizar al resto y a quien ya le quemaron el hotel la madrugada del miércoles. Y estima que “el objetivo era capturarme a mi”.

Fajardo no descartó que poco a poco ejecutarán la represalia contra otros líderes de ese movimiento. En su caso Fajardo ha debido moverse en clandestinidad y recluirse en casas de seguridad por las amenazas en su contra.

Lea además: Daniel Ortega desata su furia asesina en Masaya

Sin embargo, Fajardo dice que no lo harán claudicar y seguirá en su demanda de que el presidente designado por el Consejo Supremo Electoral, Daniel Ortega, renuncie al poder y se vaya del país “porque es un peligro que Ortega esté en el país porque poco a poco nos van a ir buscando, nos van a ir asesinando, van a inventarse accidentes o se van inventar suicidios, como lo hicieron con el tricampeón Alexis Argüello”.

Fajardo indicó que tienen conocimiento que además hay una lista de personas que apoyan la causa en Masaya, como sucedió con Chester Membreño, a quien también ya le quemaron la casa, la misma madrugada del miércoles que a él le incendiaron el hotel.

Situaciones similares

Pablo Cuevas dijo que la CPDH ha conocido en Managua también casos de las famosas listas levantadas por los llamados CPC, “para que luego lleguen los paramilitares a quemar sus casas, a secuestrar, a robar, porque sí lo están haciendo y a amenazar e intimidar, ese es nuestro estado, acciones como estas le dan la razón a la gente que está protestando (…) en realidad estamos ante un estado fallido”.

El abogado del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), Gonzalo Carrión, lo calificó como “continuación de la intensidad del estado de terror y una atrocidad más (…) ponerle precio no es más que los niveles de descomposición, podríamos decir que estamos además de un estado de terror, desgobernados por lo peor de la especie humana que tiene Nicaragua».

Yurbrank Suazo, coordinador del Movimiento 19 de Abril de Masaya, responsabilizó al Gobierno sobre cualquier incidente contra los miembros del movimiento así como la población que resiste detrás de las barricadas.

Sobre el hecho de ofrecer un monto determinado de dinero, en este caso cincuenta mil córdobas por la cabeza de una persona es un acto totalmente reprochable, dijo Suazo, quien refirió que con esto “queda en evidencia que ellos promueven la muerte, promueven el odio y no la vida”.

Planes orquestados

Christian Fajardo tiene identificado al orteguista, de donde estimó fue promovida esta campaña en su contra. Pero que a su criterio “este es un plan orquestado”.

Las estrategias del Gobierno de Ortega, son claras, según Fajardo, aterrorizar a la ciudadanía de Nicaragua.

“Es una estrategia, que me imagino es estudiado y asesorado hasta por Cuba, Cuba ha logrado mantener a su gente aterrorizada para que no se levante; es lo mismo que quieren implementar aquí, mantener a la gente aterrorizada para que se le ocurra levantarse”.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: