Brasil-México, un clásico que puede terminar de romper el orden establecido

Con Cristiano Ronaldo y Lionel Messi fuera de juego en octavos, Neymar tiene la gran oportunidad de dar el salto definitivo y por fin ponerse a la altura de esa dupla

Neymar, ante un gran reto. LAPRENSA/ AFP

Eliminadas la defensora del título Alemania, la última finalista Argentina y la campeona europea Portugal, Brasil se enfrenta a México este lunes en Samara (8:00 a.m.,), un duelo con aroma a clásico en octavos del Mundial, sabiendo que la tendencia en Rusia es romper el orden establecido.

Lea: Akinfeev se agiganta en la tanda de penalti y elimina a una despersonalizada España

Con Cristiano Ronaldo y Lionel Messi fuera de juego en octavos, Neymar tiene la gran oportunidad de dar el salto definitivo y por fin ponerse a la altura de la dupla que ha dominado el futbol mundial en la última década.

“Ha jugado mucho, jugado demasiado. Él sabe, y sabemos, el precio que ha tenido que pagar para retomar ese nivel, y lo hizo en su máximo nivel. En lo personal, mañana espero de él ese mismo alto nivel”, dijo el seleccionador brasileño, Tite, este domingo en una rueda de prensa en Samara.

Un mal recuerdo

Enfrente México, que vivió una montaña rusa de emociones en la primera fase; desde el hito que supuso la victoria ante Alemania (1-0) al descalabro contra Suecia (3-1), pasando por un triunfo convincente ante Corea del Sur (2-1).

Te interesa: Modric sobrevive a un tragedia: Croacia elimina a Dinamarca por penaltis

“Brasil es una gran selección, me atrevería a decir que es el mejor equipo en el mundo porque colectivamente todos sus jugadores tiene la capacidad de controlar y pasar bien la pelota”, dijo el timonel colombiano del Tri, Juan Carlos Osorio.

“La camiseta no gana partidos”

La Selecao y el Tri tienen una larga historia común. En los Mundiales se han visto las caras en cuatro ocasiones, con un balance favorable de tres victorias y un empate para la cinco veces campeona mundial. México, que no ha logrado marcarle un gol (11 tantos en contra), se aferra al 0-0 cosechado hace cuatro años, cuando Memo Ochoa firmó un recital de paradas en Fortaleza.

“El favoritismo viene de ustedes (los periodistas), la camiseta no gana partidos, tenemos el ejemplo de Alemania, con todos los jugadores que tiene y todo el favoritismo, y cayó en la primera fase”, recordó el centrocampista Casemiro.
“Es un partido único, irrepetible, extraordinario. Brasil tratará de generar y nosotros vamos a tratar de competir”, señaló el viernes el seleccionador mexicano Juan Carlos Osorio, que reconoció su error al repetir alineación en la tercera jornada —por primera vez en sus 51 partidos en el Tri—, por lo que ante la Seleçao se avecinan cambios.