Rectores costarricenses abogan por los estudiantes de Nicaragua

El Consejo Nacional de Rectores, de Costa Rica, solicitó al secretario general de las Naciones Unidas, que intervenga para detener el genocidio en Nicaragua

Luego de permanecer acorralados por paramilitares, unos 200 estudiantes de la UNAN Managua fueron liberados por la intercesión de la Iglesia. LA PRENSA/R.FONSECA

El Consejo Nacional de Rectores (CONARE), de Costa Rica, solicitó al secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, que intervenga de forma pronta para “detener el genocidio que se está produciendo en contra del estudiantado universitario y del pueblo nicaragüense”, y consideran que los jóvenes han actuado dentro de su autonomía, adoptando una postura que no han querido asumir los rectores nicaragüenses.

“El movimiento estudiantil nicaragüense no ha hecho más que representar y llevar adelante, con su propia conciencia política y por deber cívico, las aspiraciones a la justicia y bienestar material y espiritual del pueblo nicaragüense… la más reciente crisis social y política que se ha cernido sobre la sociedad civil nicaragüense, ha sido el resultado de un clima de intolerancia e insensatez de parte del actual aparato de gobierno ”, dice el comunicado.

Además, los rectores señalaron a Guterres que “el gobierno de Nicaragua, elegido otrora por las vías democráticas, ha puesto en práctica mecanismos de represión y persecución de otras épocas y bajo otros regímenes dictatoriales, que se creían hasta ahora erradicados” y que bajo pretextos se ha rehusado discutir la necesaria democratización de su régimen.

“Manifestar… el deseo común de los Rectores de las universidades públicas de Costa Rica de que por su medio, esta alta congregación de las Naciones Unidas, intervenga de manera perentoria para contribuir a detener el genocidio que se está produciendo en contra del estudiantado universitario y del pueblo nicaragüense, perpetrado por las fuerzas represivas del hermano país, bajo las órdenes del gobierno de Nicaragua”, agregan los rectores.

Recientemente, las autoridades de 200 universidades jesuitas del mundo condenaron la violencia que el Gobierno de Nicaragua ha desatado sobre los manifestantes, que en su mayoría son estudiantes universitarios. LA PRENSA/R.FONSECA

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: