Daniel Ortega descarta elecciones anticipadas y afirma que se queda hasta 2021

"Adelantar elecciones crearía inestabilidad e inseguridad, peor aún en estas condiciones", dijo Ortega en el programa "Special Report" de Fox News

Daniel Ortega

Daniel Ortega durante un acto en Managua el sábado 7 de julio de 2018. LA PRENSA/AFP

Daniel Ortega, el designado presidente de Nicaragua, dijo a la cadena estadounidense Fox News, que finalizará el período presidencial para el que fue “electo”, el que concluye en 2021, porque según él, realizar elecciones anticipadas —como demanda el pueblo de Nicaragua y respalda la comunidad internacional— crearía “inestabilidad en el país”.

“Este tema de adelantar elecciones, no, lo he escuchado, pero no he manifestado que hay que adelantar elecciones, más bien adelantar elecciones sería un factor de inestabilidad, peor aún en estas condiciones”, afirmó.

Ortega ofreció su primera entrevista en una década a un medio independiente, al programa Special Report que conduce el periodista Bret Baier, de la cadena estadounidense Fox News.

Le puede interesar: Las mentiras de Daniel Ortega en su entrevista con Fox News

Apareció sentado y con banderas azul y blanco a sus espaldas, a diferencia de sus comparecencias en el país, en las cuales siempre tiene las banderas rojinegras de su partido, el Frente Sandinista.

Acusa a opositores

Ante los televidentes estadounidenses, Ortega acusó a grupos opositores de crear y financiar a los grupos paramilitares, los cuales describió como financiados por el narcotráfico.

Lea además: Laureano Ortega Murillo llama “panfleto vende patria” a LA PRENSA

El señalamiento presidencial se da, a pesar de las evidencias que muestran que los paramilitares operan encapuchados con armas de alto calibre militar y en coordinación con fuerzas de la Policía Nacional.

“Unos financiándose por medio de los grupos narcotraficantes, otros de organismos de Estados Unidos que desvían los fondos de los programas de diferentes agencias, le dan el financiamiento para determinado programa y luego esos fondos son desviados y son empleados para financiar paramilitares y se dedican a asesinar decenas de policías, se les ha hallado un armamento de guerra”, dijo.

El país que describió Ortega es uno en que han cesado los “disturbios desde hace una semana y se enrumba a una normalización”, luego de las “operaciones limpieza” que su gobierno y sus paramilitares realizaron para quitar las barricadas y tranques de los manifestantes.

Lea también: Paramilitares orteguistas prolongan campaña de acoso y torturas en varias ciudades de Nicaragua

Esos tranques servían a la población para protegerse de los ataques de los paramilitares en distintas ciudades de Nicaragua.

Cuando el periodista le preguntó por la cifra de 350 ciudadanos asesinados por la represión de su gobierno, Ortega fue parco y, además de describir la normalización, dijo que en el país hay algunas actividades, unas a favor y otras en contra, refiriéndose sin mencionarlas a las manifestaciones que le piden su renuncia y a las portátiles montadas con empleados públicos.

Niega masacre

Ortega negó las masacres contra manifestantes. “Ninguna de las manifestaciones pacíficas ha sido atacada, los choques se han presentado en horas de la noche cuando no hay manifestaciones pacíficas, y han sido los choques provocados por estos grupos que adversan al Gobierno y se han lanzado a destruir o atacar o quemar estaciones de la Policía, esto se llama extremo”, acusó.

Además: Obispo Silvio Báez: Infames calumnias contra la Iglesia

Uno de los ataques que Ortega obvió fue el que perpetraron contra la manifestación el Día de las Madres, el que dejó 18 muertos. Su versión oficial de la historia es que las protestas iniciaron por la inconformidad con las reformas a la seguridad social, las que considera imprescindibles.

Se refiere a dinastía

Ortega titubeó cuando el periodista le preguntó sobre sus intenciones de instaurar una dinastía, un hecho por el que luchó hace cuarenta años contra la familia Somoza.

“Ni se me ocurre montar una dinastía. Mi esposa es la primera vez que es vicepresidente, nunca había sido vicepresidente, es hasta ahora”, respondió.

Más en: Ciudadanos no dejan de marchar en Managua contra Ortega y Murillo

También le preguntaron por un caso que despertó interés en la prensa estadounidense sobre el asedio a la Iglesia católica y sobre uno de los tuits publicados por el obispo auxiliar de Managua, monseñor Silvio Báez.

Para esto también tuvo una respuesta y describió al religioso carmelita como alguien que tiene “su forma de pensar”.

“No es nuevo ese discurso de él, no es de ahora, desde que llegó a Nicaragua llegó con ese discurso, él no vivía antes aquí, y desde que llegó dice está siendo perseguido, creo que no hay un solo sacerdote que puede decir que ha sido atacado por el Gobierno. No hay ningún problema con la Iglesia católica”, recalcó.

Pero las turbas del FSLN no solo han atacado a sacerdotes, sino que han disparado contra la iglesia Jesús de la Divina Misericordia, un sitio que mantuvieron bajo asedio paramilitar durante 15 horas.

También: Las marchas en las que los nicaragüenses exigen la salida de Daniel Ortega

En esa ocasión, resultaron asesinados por disparos en la cabeza Gerald Vásquez y Francisco José Flores, pero Ortega otra vez dijo que no era cierto.

“Ningún nicaragüense ha muerto en una iglesia, eso es falso”, respondió. A Ortega le fue mostrado el video de dos de las madres de estudiantes asesinados que lloran pidiendo auxilio a Naciones Unidas, para salir de la desgracia que está viviendo Nicaragua. No se inmutó.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: