Las calles de la ciudad de Jinotega son custodiadas a todas horas del día. Se han registrado varias capturas de ciudadanos que tienen en prisión. LAPRENSA/O.Navarrete

Los llantos que se escuchan después de la matanza de Jinotega

En la fría ciudad de Jinotega las fuerzas especiales de la Policía se pasean encapuchadas y armadas. Religiosos, empresarios y hasta periodistas están siendo perseguidos por el Gobierno

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: