Colegios no serán reparados este año

La reforma al Presupuesto General de la República, aprobada ayer, canceló la ejecución de 55 proyectos en el Ministerio de Educación (Mined), ya que el presupuesto de educación se redujo en 1,395 millones de córdobas

En la mayoría de colegios los estudiantes perdieron más de dos meses de clases por las protestas en el país. En algunos casos, sumándose a ellas. LA PRENSA/ARCHIVO

La reforma al Presupuesto General de la República, aprobada este lunes, canceló la ejecución de 55 proyectos en el Ministerio de Educación (Mined), ya que el presupuesto de educación se redujo en 1,395 millones de córdobas, de los cuales 689 millones de córdobas estaban destinados a la reparación de escuelas en diferentes partes del país.

En el documento enviado por la Presidencia de la República a la Asamblea Nacional se expone que de los 1,395 millones de córdobas que se le quitan al Mined, 706 millones de córdobas estaban destinados a gastos de administración y 689 millones de córdobas iban a los diferentes proyectos.

Los parámetros que tomó en consideración el Gobierno para cancelar los proyectos del Mined fueron: “aquellas obras que aún no han iniciado proceso de licitación y otras que se encuentran en proceso de licitación hasta la etapa de adjudicación”, según reforma presupuestaria.

Le puede interesar: Educación y Salud no son prioridades en Nicaragua

Entre los proyectos que se quedarán en papel se destaca el mejoramiento del Centro Escolar Pablo Antonio Cuadra, en Granada; el proyecto está valorado en 24.8 millones de córdobas y aún se encuentra en proceso de análisis de ofertas. También fue cancelado el mejoramiento de la Escuela Normal Georgino Aguilar, en Juigalpa, valorada en 20.5 millones de córdobas.

Otros proyectos que fueron suspendidos: mejoramiento del Instituto de Excelencia Académica Sandino (Ideas), en Diriamba; mejoramiento del Instituto Miguel Jarquín Vallejos, en El Viejo; mejoramiento del Instituto Miguel Ángel Ortiz, en Chinandega, y el mejoramiento del Centro Escolar Brenda Cano, en Managua.

Para el director del Foro de Educación y Desarrollo Humano (FEDH), Jorge Mendoza, la reforma presupuestaria evidencia los verdaderos intereses del Gobierno, ya que en medio de la peor crisis sociopolítica que ha vivido el país en la última década asignó más dinero a instituciones como Petróleos de Nicaragua (Petronic) y le quitan recursos a Salud y Educación.

Lea además: Ministerio de Salud es la institución más afectada por la reforma presupuestaria

“Los temas sociales como salud y educación realmente no constituyen sus mayores prioridades. Frente a una crisis como la que está viviendo el país, el tema de la salud y la educación deberían ser —inclusive— los rubros donde el Gobierno tendría mayor énfasis en su agenda de política pública porque efectivamente la educación es la que resulta más golpeada por la crisis”, continuó el especialista.

Estudiantes cargados de tareas

El especialista en Educación del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (Ieepp), Alex Bonilla, precisó que la estrategia que está utilizando el Ministerio de Educación (Mined) para recuperar los contenidos perdidos a causa de la crisis sociopolítica que vive el país consiste en llenar a los estudiantes de tareas en casa.

“En principio, el plan (del Mined) lo que dice es que hay que establecer un reforzamiento escolar y crear guías de trabajo para que los estudiantes puedan desarrollar el aprendizaje desde el hogar… No hubo incremento en el tiempo efectivo de clases, pero si lo vemos desde el punto de vista de las actividades de reforzamiento, lo que tendríamos es una sobrecarga de la jornada de trabajo”, expresó Bonilla.

Lea también: Desfiles escolares en medio del luto en Nicaragua

El especialista consideró además que la carga de trabajo está afectando tanto a los estudiantes como a los maestros, pues estos últimos tendrán que dedicar más tiempo a revisar tareas.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: