V Flamenco on Fire, da «visibilidad y justicia» a mujeres protagonistas del flamenco

Este festival visto como la "llama del flamenco que vuelve a prenderse" también "rompe barreras" al atraer a personas de todas las edades, procedencias y clases sociales

De izda. a dcha. Marta Robles y Amaia Romero, le acompañan, Pepe Habichuela, Josemi Carmona y Nico Muñoz, en el marco del programa Flamenco en los balcones del festival Flamenco On Fire. EFE

La quinta edición del festival Flamenco on Fire arranca hoy con una mirada de «visibilidad y justicia» a la mujer flamenca y cuyo primer concierto correrá a cargo de la cantante Amaia Romero y los guitarristas Pepe Habichuela y Marta Robles en el balcón del Ayuntamiento de Pamplona.

Muestra de ello es el lema con el que llega este año el festival, «Flamenca/o on fire», que dedicará específicamente varios de sus actos a las mujeres como protagonistas pero también como espectadoras y amantes de este género.

Así lo han puesto de manifiesto los organizadores en la conferencia de prensa que, dos horas antes del primer concierto a cargo de Amaia Romero, Pepe Habichuela y Marta Robles, han avanzado las novedades de un evento que durante esta semana llenará de notas flamencas las calles de Pamplona.

El director del Festival, Miguel Morán, se ha mostrado «muy contento» por un festival «superconsolidado» que «va creciendo y asentándose», que se ve «en la calle y aportando» y que, aunque sólo ha celebrado cuatro ediciones, «es un evento comparable a cualquiera» de los más conocidos de rock y pop, e incluso del mismo género flamenco con décadas de trayectoria.

El codirector del evento, Juan Casero, ha confirmado sus palabras al apuntar al «creciente interés internacional» del festival, del que ha destacado su «potencial social pero también turístico», de forma que entre el 15 y el 25 % del público llega desde fuera de Navarra y tiene «procedencias muy diversas».

«Llama del flamenco vuelve a prenderse»

Por su parte, el coordinador de Gaz Kaló, la Federación de Asociaciones Gitanas de Navarra, Ricardo Hernández, ha mostrado el entusiasmo con el que los gitanos de Navarra acogen esta cita desde hace ya un lustro y ha valorado que desde hoy «la llama del flamenco vuelve a prenderse».

Hernández ha reconocido que este festival es «lo mejor que nos ha pasado en los últimos años» porque, además de su vertiente musical, pone en valor la cultura gitana, que ha sido «gran contribuidora del flamenco».

Sobre el festival, ha valorado que «es mucho más que flamenco porque no solo se queda en los escenarios, sino que también está en las calles», y ha considerado que «rompe barreras» al atraer a personas de todas las edades, procedencias y clases sociales.

Ese detalle será evidente en la programación con la presencia de mujeres artistas, pero también entre el público, ya que se ha invitado a un grupo de mujeres gitanas procedentes de zonas rurales de Navarra a asistir a la jornada y disfrutar de varias de las actuaciones.

También, el gerente de la Fundación Baluarte, Félix Palomero, en cuyo auditorio se celebran buena parte de los conciertos y actividades, ha valorado la especial dedicación este año a la mujer flamenca, un acento que les da «visibilidad y justicia».