Galería | La “normal” anormalidad de Ortega

En Nicaragua nada está normal después de cuatro meses de crisis y luto, aún cuando el régimen de Daniel Ortega quiere hacer prevalecer otra realidad

normal, Daniel Ortega, Nicaragua

Bahía de buses urbanos de la UCA. LA PRENSA/ Óscar Navarrete

En Nicaragua nada está normal después de cuatro meses de crisis y luto. La seguridad, las actividades cotidianas se han alterado. Los sitios de concurrencia pública, ya no lo son, aún cuando el régimen de Daniel Ortega quiere hacer prevalecer otra realidad.

normal
El perímetro de seguridad de Daniel Ortega, comprende mas de 20 retenes o barricadas entre El Carmen, Bolonia y Altagracia, en Managua. LA PRENSA/Jader Flores

Desde mayo, cuando se intensificaron las protestas ciudadanas, Daniel Ortega aumentó y reforzó el perímetro de seguridad del reparto El Carmen, en Managua, donde vive con su familia. Además de policías armados, al menos hay unas veinte barricadas o retenes. Los medios de comunicación oficialistas resaltan que Nicaragua ha regresado a la “normalidad”, pero los Ortega Murillo siguen atrincherados.

Puede leer: Galería| Las dos visitas históricas del papa a Nicaragua

normal
Bahía de buses urbanos de la UCA. LA PRENSA/ Óscar Navarrete
normal
Bahía de buses que salen hacia otros municipios y departamentos. UCA, Managua. LA PRENSA/Óscar Navarrete

Bajo la normalidad de la que habla el gobierno Ortega Murillo, el Instituto Nicaragüense de Turismo, (Intur) lanzó desde junio– para el período de julio a diciembre- una campaña para atraer turistas y reposicionar a Nicaragua a nivel internacional. Sin embargo, ni las paradas de buses han recuperado la afluencia común de pasajeros, después de las 6:00 de la tarde. Tal es el caso de las bahías de buses cercanas a la Universidad Centroamericana (UCA), por donde transitan las principales rutas de transporte urbano colectivo y varios de los buses que viajan a otros municipios y departamentos. Este sector era uno de los más transitado aún después de las 8:00 p.m.

Le puede interesar: Galería| Viaje al pasado: así eran las fiestas de Santo Domingo de Guzmán en Nicaragua

Normal
Edificio de la antigua catedral, Managua. LA PRENSA/Óscar Navarrete
normal
Paseo de los Estudiantes, Managua. LA PRENSA/ Óscar Navarrete

Mientras el Gobierno monta actividades en el centro histórico de la capital, para atraer a los visitantes, sin obtener mayores resultados, expertos han señalado que el daño a la imagen de Nicaragua es grave y será difícil recuperar. Son contadas las personas que llegan por las noches a la antigua catedral de Managua, la Plaza 22 de Agosto y su fuente luminosa, el parque Luis Alfonso Velásquez Flores, Palacio de la Cultura, Paseo del Estudiante; los espacios más llamativos y concurridos hasta antes de abril. La sensación de inseguridad en Managua ha paralizado la vida nocturna.

Además: Galería | Mujeres en las trincheras de Nicaragua

normal
Vallas que detienen el accesos a la Rotonda Hugo Chávez. LA PRENSA/Óscar Navarrete

La normalidad que pregona el gobierno no ha retirado a los uniformados que custodian día y noche la rotonda Hugo Chávez. Desde abril, la vía que conduce hacia esta rotonda, generalmente está cerrada por vallas. El tiangue (venta de gastronomía nacional) instalado a la par del monumento del expresidente de Venezuela, que lleva el mismo nombre, ha funcionado como refugio de las fuerzas policiales. Hasta esta semana, algunos negocios del lugar, empezaron a ofrecer sus productos, luego de que los habían movido. El despliegue policial continúa.

Lea también: Galería | Estos son algunos de los ataques perpetrados contra la Iglesia católica

normal
Avenida Bolívar, de las principales vías traficadas en Managua. LA PRENSA/ Óscar Navarrete

No era necesario que fuese fin de semana para que la Avenida Bolívar, una de las principales arterias viales de la capital, estuviera congestionada de vehículos y personas caminando, sentadas en las bancas; entrando y saliendo de los tiangues ubicados sobre la avenida. Pero después de cuatro meses de represión, amenazas y terror, la gente prefiere regresar temprano a sus hogares y el panorama es otro. La venida luce desolado apenas cae la noche.

Puede leer: Galería | El Repliegue de los curas en Masaya

normal
Puerto Salvador Allende, Managua. LA PRENSA/ Óscar Navarrete
normal
Puerto Salvador Allende, Managua. LA PRENSA/ Óscar Navarrete

Managua vive una tensa “normalidad”. No hay tranques en las carreteras. Los adoquines han regresado a su lugar. Los paramilitares, al menos en Managua, poco se dejan de ver, pero la Policía continúa desplegada en las calles, queriendo cumplir su función de “resguardar la seguridad”. Lo que causan es terror a la población. No dejan de rondar en el Puerto Salvador Allende que permanece solitario en los últimos meses. La mayoría de los restaurantes y bares atienden a los visitantes mas se notan vacíos. Son muy pocos los que permanecen cerrados. El gobierno insiste, los fines de semana principalmente, en montar eventos recreativos para atraer al público, pero todavía no logra hacer creer que todo está normal y olvidar los días de asesinatos y represión gubernamental.

Lea: Galería| Tortugas en peligro en Nicaragua

normal
Estadio Nacional Dennis Martínez, Managua. LA PRENSA/ Óscar Navarrete

El Campeonato Nacional de Beisbol Germán Pomares se reanudó el pasado 4 de agosto, desde el 13 de mayo cuando se jugó la última jornada. A pesar de las invitaciones a través de los diversos medios de comunicación y las promociones en las tique, la fanaticada de este deporte, parece que prefiere quedarse en casa, así lo demuestra esta imagen. Aún en fin de semana la concurrencia fue poca.

Puede leer: Los 6 incendios más emblemáticos de la crisis en Nicaragua

Normal
Fuente musical, Managua. LA PRENSA/Óscar Navarrete

Por varias semanas el gobierno instauró un toque de queda no oficial que suspendió la vida nocturna en la ciudad capitalina. Ahora todo gira en función de demostrar que esa situación está superada. Pareciera que la orden es: “Todos a divertirse”, mientras la represión, amenazas, persecución y venganza es el “pan” de cada día en las diferentes ciudades del país.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: