Los abogados defensores de los acusados por la muerte del periodista Ángel Gahona sufren amenazas de muerte y persecución

El abogado Nelson Cortez tuvo que abandonar el caso, mientras la fiscal auxiliar Inés Miranda Mercado anunció a medios oficialistas que acusará al abogado Boanerge Fornos

El fallo aberrante contra los dos jóvenes afrodescendientes motivó a grupos de estudiantes a protestar. LA PRENSA/ R. FONSECA

Mientras en el Juzgado Sexto Distrito Penal de Juicio de Managua se desarrollaba el juicio para esclarecer el asesinato del periodista Ángel Eduardo Gahona López, las defensas de los acusados Brandon Lovo y Glen Slate sufrieron amenazas de muerte y persecución, al límite que el abogado Nelson Cortez tuvo que abandonar el caso, mientras la fiscal auxiliar Inés Miranda Mercado anunció a medios oficialistas que acusará al abogado Boanerge Fornos.

Él es el representante legal de la víctima Gahona y la fiscal orteguista lo acusará de patrocinio infiel.

Fornos expuso sus dudas en el juicio del porqué considera que a los jóvenes los favorece la “duda razonable” y mantuvo la posición de la viuda de Gahona que fue un agente policial quien le disparó al periodista, hecho que no fue investigado y que el abogado lo llamó “pereza policial”, según acta de audiencia.

Lea además: Juez declara culpable a los dos jóvenes acusados de matar al periodista Ángel Gahona

“La ley establece el delito de patrocinio infiel, que es cuando una persona deliberadamente violenta los derechos que le han sido confiados, en este caso los derechos de la víctima Ángel Eduardo Gahona López, y como dije y lo sostengo, por parte del señor abogado este (Boanerge Fornos) hubo una deslealtad y un actuar deliberado en contubernio con las defensas”, dijo la fiscal Miranda.

La empleada pública agregó que efectivamente el Ministerio Público está facultado para iniciar las acciones legales contra Fornos y “así lo va hacer porque cometió el delito de patrocinio infiel”, reafirmó.

Le puede interesar: La historia de Ángel Gahona, el periodista asesinado en Bluefields

“Eso fue evidente, se chateaban, se escribían, se hablaban, se hacían señas, actuó de manera desleal antiética y de manera atípica”, recalcó Miranda.

Amenazas de Muerte

No solo Fornos está amenazado de ser procesado penalmente, sino también el abogado Nelson Cortez, quien tiene un mes de estar fuera de su hogar por las constantes amenazas en su contra que pasaron de señalamientos de “golpista” a “terrorista” y de hostigamiento policial al grado de chocarle el vehículo en que se trasladaba con su familia.

“El acoso era nocturno. Llegaban motos y patrullas de policías y aceleraban frente a mi casa. Unas personas amigas me advirtieron del proceso judicial que abrirían en mi contra por supuesto terrorismo, crimen organizado, narcotráfico y eso me obliga a moverme. Me buscaron en casas de familiares. Eso me obligó a no estar en el juicio contra Brandon y Glen”, relató Cortez mediante llamada telefónica.

Lea también: Juicio del periodista Ángel Gahona entra en su recta final plagado de anomalías

La abogada Amy García no se libró del acoso político, pues también recibió mensajes de amenazas de muerte mediante mensajes de texto al celular, durante el juicio. “Abogada podrá aparecer y mantenerse en las redes, pero en la vida no siempre, recuerde que es prestadita”, le dijeron.

Quieren neutralizarlos

Según el abogado Cortez, los orteguistas apuntan sus cañones contra los abogados independientes porque ejercen las defensas de varios manifestantes que están siendo procesados injustamente.

En el caso de Fornos, este defiende a Alex Pérez en Estelí, a Olessia Muñoz de Niquinohomo y Víctor Díaz de Río San Juan. Cortez también defiende a varios jóvenes acusados de terrorismo en Estelí.

Lea más en: Juicio por el asesinato del periodista Ángel Gahona es una “burla”, afirma viuda del reportero

Al terminar este lunes 27 de agosto el juicio contra Brandon y Glen con un fallo de culpabilidad, la fiscal Inés Miranda expresó a medios oficialistas que la Fiscalía está satisfecha con el fallo, porque desde el inicio “no existió duda de la culpabilidad de los procesados”.

“Se vio en evidencia una vez más la triste manipulación de las defensas en todo el proceso, fueron las únicas que quisieron viciar el proceso, manipular la verdad… porque sabían que el proceso no lo podían ganar aquí, porque a quien se debe convencer es al juez, no a la población”, sostuvo la fiscal ante los medios oficialistas, únicos que tuvieron acceso al juicio.

Las dudas de Boanerge Fornos

Según acta de juicio contra Brandon Lovo y Glen Slate, el abogado Boanerge Fornos —representante de la familia de Ángel Gahona— expuso en juicio: “Con toda la prueba no tengo la certeza de la participación de los dos acusados”. Fornos señaló entre las dudas del proceso que el perito no logró identificar a Brandon en el video, no hay prueba de balística directa. Hasta hoy se desconoce qué tipo de proyectil entró a la cabeza de Gahona. “El médico forense presume que se trata de una posta, según una placa de rayos X que no vimos en este juicio, uno no puede basar sus resoluciones en presunciones. Por ello quiero dejar sentada la posición de que en este caso hay duda razonable y los familiares mantienen la posición de que fue un agente policial quien realizó el disparo, esa línea de investigación no se ahondo, es por eso que no hay conformidad con lo que aquí se ha llevado a cabo”, dijo Fornos.

Lea más en: Madre de procesado por asesinato de periodista Ángel Gahona alega que es inocente

Sentencia el 30 de agosto

La lectura de sentencia condenatoria para Brandon Lovo y Glen Slate será el próximo 30 de agosto a las 4:00 p.m., afirmó el juez Ernesto Leonel Rodríguez Mejía, después de leer el fallo de culpabilidad el lunes por la noche. Las penas a imponer a los jóvenes originarios de Bluefields oscilan entre los 48 años de cárcel que pidió la fiscal orteguista y los 22 años de prisión, solicitados por las defensas. La fiscal auxiliar Inés Miranda pidió las penas máximas por asesinato, asesinato frustrado, exposición de personas al peligro y tenencia ilegal de arma de fuego.