Huracán Florence sube a categoría 4 mientras se aproxima a Estados Unidos

Florence se encuentra a 845 kilómetros al sur-sureste de Bermudas y a 1,880 kilómetros al este-sureste del cabo de Fear, en Carolina del Norte

Fotografía tomada por el astonauta Ricky Arnold desde la Estación Espacial que muestra una vista del ojo del huracán Florence. LAPRENSA/EFE

Florence se convirtió este lunes en un huracán de categoría 4, de un máximo de 5, al subir sus vientos máximos sostenidos a 220 kilómetros por hora mientras se aproxima a Las Carolinas, en la costa sureste de Estados Unidos.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC, por su sigla en inglés) de Estados Unidos indicó en su último boletín que el sistema «crece en tamaño y poder» y que es posible la emisión este martes de las primeras advertencias de huracán y marejada. Antes había señalado que un avión «cazahuracanes» les informó de que el ciclón se «había fortalecido rápidamente» y convertido en un huracán de categoría 4.

Lea además: Estados Unidos pronostica entre cinco y nueve huracanes para la temporada 2018

Florence se encuentra a 845 kilómetros al sur-sureste de Bermudas y a 1,880 kilómetros al este-sureste del cabo de Fear, en Carolina del Norte. El huracán, que subió de categoría 3 a 4 en un lapso corto, se desplaza hacia el oeste con una velocidad de traslación de 20 kilómetros por hora. Según un probable patrón de trayectoria, el sistema llegará a la costa de Las Carolinas entre la noche del jueves y madrugada del viernes próximos.

Puede leer: Expertos esperan climas extremos en 2018 para Nicaragua

Por el momento no se ha emitido ninguna vigilancia ni aviso de huracán, pero podrían activarse a partir del martes. Los científicos del NHC, con sede en Miami, vaticinan que el centro de Florence «se moverá el martes y miércoles por el suroeste del Atlántico, entre las Bermudas y Bahamas» y «se aproximará a las costas de Carolina del Norte y Carolina del Sur el jueves». «El oleaje y la resaca marina generados por Florence está afectando a Bermudas y partes de la costa este de EE.UU.», unas condiciones que «probablemente hagan peligrar las vidas humanas», advirtió el NHC.

Un ahogado en Florida

Este fin de semana una persona murió ahogada y varias más resultaron heridas en las playas del condado de Volussia, en la costa central este de Florida, debido al alto oleaje y fuerte resaca marina registrada en la zona debido a Florence. Mientras, otros dos huracanes, Helene, de categoría 2, e Isaac, de categoría 1, continúan su avance por aguas del Atlántico sin representar peligro en tierra.

Lea más en: Harvey, María y otros nombres de huracanes que no se volverán a utilizar por la estela de muerte y destrucción que dejaron en 2017

Helene se encuentra a 765 kilómetros al oeste de las islas de Cabo Verde, en la costa noroeste africana, y a 2,605 kilómetros al sur de las islas Azores. Arrastra vientos máximos sostenidos de 165 kilómetros por hora.

Se desplaza rápidamente hacia el oeste-noroeste con una velocidad de traslación de 22 kilómetros por hora y se espera que gire hacia el norte-noroeste a partir del miércoles y jueves próximos. Se espera un «fortalecimiento adicional» de Helene, por lo que podría «convertirse en un huracán de categoría mayor esta noche», para comenzar a «debilitarse» en la tarde del martes.