Alianza Cívica: «OEA le sube la parada a Ortega»

Alianza Cívica por la Justicia y Democracia explicó que la resolución condenatoria aprobada por 19 países es otro revés para el régimen orteguista

Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia. LAPRENSA/ROBERTO FONSECA

Aunque el gobierno de Nicaragua ha intentado hacerse pasar de víctima y no como agresor en la crisis socioplítica del país, al pregonar que ha habido un intento de golpe de Estado y negar su brutal represión, en las sesiones del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) ha quedado clara la situación real y por tanto este organismo le ha subido la parada a Daniel Ortega.

A esta conclusión llegó la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, en una conferencia de prensa que brindó este jueves para hacer pública una proclama por las efemérides patrias y reivindicar la lucha pacífica para encontrar una salida a la crisis actual.

Lea además: Alianza Cívica exige la reinstalación del diálogo nacional 

Carlos Tünnermann, miembro de la sociedad civil en la Alianza Cívica, explicó que la última sesión de la OEA, donde se emitió una resolución condenatoria aprobada por 19 naciones y que da paso a aplicar sanciones, es otro revés para Ortega en el plano internacional.

Integrantes de la Alianza Cívica por la Justicia y Democracia portan un sombrero en honor a Edwin Carcache, preso político del régimen orteguista.
LAPRENSA/ROBERTO FONSECA

“El Consejo Permanente de la OEA ha dado un paso más, porque el punto séptimo de esa resolución hace un llamamiento a los Estados miembros y observadores y es importante, entonces esto trasciende también a los observadores, Japón es observador, Francia, los organismos internacionales son observadores, y les hace un llamamiento a que implementen a de conformidad con sus respectivos marcos legales y el derecho internacional las medidas apropiadas para coadyuvar al restablecimiento del Estado de derecho y la protección de los Derechos Humanos en Nicaragua”, destacó Tünnermann.

Por su parte, Azahálea Solis, miembro de la Alianza Cívica, aclaró que estas resoluciones de la OEA no son injerencias, a como lo califica el gobierno nicaragüense, “es absolutamente todo lo contrario. Nosotros estamos obligados fundamentalmente con el respeto de los Derechos Humanos que emana tanto de la OEA como de la ONU”.

Estallido de la crisis

El 18 de abril pasado estalló la crisis en Nicaragua, al realizarse un plantón pacífico en el sector de Camino de Oriente y otro en la Universidad Centroamericana, y ambos ser atacados por fuerzas de choque del gobierno de Daniel Ortega.

Puede leer: Alianza Cívica llama a un tercer paro nacional 

En ambos se utilizaron miembros dela Juventud Sandinista y motorizados para asediar y atacar a los ciudadanos que protestaban en ese entonces por unas recientes reformas al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS).

Al siguiente día, el 19 de abril, los universitarios se sumaron a las protestas y el gobierno recetó más represión, al punto de que empezaron a contarse los muertos.

En el último informe brindado por la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH) se señala que desde abril se han asesianado a 481 personas.

«Esto es una escalada dentro del marco del derecho internacional porque Ortega no ha atendido los llamados a cesar la represión y hacer investigaciones correctas (e) imparciales de lo que ha ocurrido aquí en Nicaragua a partir del 18 de abril”.
Azahálea Solis, miembro de la Alianza Cívica.