Nicaragüenses protestan ante presencia de Chocolatito González en Las Vegas

Alrededor de cien nicaragüenses protestaron a la afueras del T-Mobile Arena por el apoyo de Román Chocolatito González al régimen de Daniel Ortega

Román Chocolatito González llevaba incrustradas en su calzoneta las siglas del FSLN. LA PRENSA/Al Bello/Getty Images/AFP

Román Chocolatito González llevaba incrustradas en su calzoneta las siglas del FSLN. LA PRENSA/Al Bello/Getty Images/AFP

Unos cien nicaragüense protestaron en las afueras del T-Mobile Arena de Las Vegas, Nevada, por la presencia de Román Chocolatito González en la cartelera de este sábado en la que la pelea estelar era la de Saúl Canelo Álvarez y Gennady Golovkin.

Con un video publicado en su sitio web, la cadena ESPN reportó la manifestación de los nicaragüenses, miembros de los movimientos sociales Nicaragua Libre Los Ángeles y Nicas por la Democracia.

Nota relacionada: ¡Regreso aplastante! Román González noquea a Moisés Fuentes

«Román González es un cómplice del dictador asesino (Daniel Ortega) que está violando los derechos de los nicaragüenses», explicó uno de los asistentes a la manifestación sobre la razón de la misma.

González siempre se ha identificado como miembro del partido Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) e incluso ha aceptado que recibe patrocinio de parte del partido de gobierno.

Mostró respaldo al gobierno

Chocolatito subió al ring la noche de este sábado vistiendo un uniforme con los colores rojo y negro, en su calzoneta tenía incrustadas las siglas del FSLN y portó una gorra de la Policía Nacional, señalada de los principales abusos a los derechos humanos de los nicaragüense e incluso de asesinatos a manifestantes.

Le recomendamos: Otra pelea de preparación, el paso a seguir para Chocolatito

«El Chocolatito se ha mostrado a favor de esos criminales, a favor del gobierno. En sus peleas anteriores en vez de salir con la bandera de nuestro país, él sale con la bandera del partido del gobierno actual», cuestionó una manifestante.

Los manifestantes, quienes aclararon que no tenían nada en contra de los demás de peleadores de la cartelera incluyendo a Canelo y Golovkin, fueron desalojados por el equipo de seguridad del T-Mobile Arena.

Lea además: Román González, un destructor de mexicanos