Mariano marcó en su debut con el Real Madrid. LAPRENSA/EFE

El campeón de Europa muestra su músculo ante la Roma

Para empezar a soñar en la cuarta Champions consecutiva el Real Madrid necesitaba mantener esa fantasía. Su inicio infló aún más el globo de hambre por títulos y reescribir su propia historia reciente

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: