Madre sigue sin ver sus hijos secuestrados por la Policía Orteguista en Estelí y trasladados a El Chipote

Kevin y Kitzel Pérez Valdivia salieron a participar a una marcha, denominada Nicaragua en rebeldía, no tengo presidente, cuando los secuestro la policía orteguista

El Chipote

Los detenidos son hijos de Alex Pérez, un activista de derechos humanos y presidente del Movimiento Renovador Sandinista (MRS), en Estelí. LA PRENSA/ARCHIVO/Carlos Valle

Desde el pasado primero de octubre cuando Kevin y Kitzel Pérez Valdivia fueron secuestrados por la Policía Orteguista (PO) en el barrio El Rosario, en Estelí, y posteriormente trasladados hacia El Chipote, su madre, Delia Valdivia no ha sabido nada de ellos. Los hermanos, quienes son universitarios, salieron a participar a una marcha, denominada «Nicaragua en rebeldía, no tengo presidente», cuando los detuvieron.

A Valdivia le prometieron que podía ver a sus hijos este jueves, sin embargo, permaneció hasta tarde a las fueras de El Chipote, en espera que se hiciera realidad esa promesa. Posteriormente un policía le dijo que el próximo martes podría verlos. “Estaré aquí, pero sé que son mentirosos”, expresó Valdivia.

Lea además: Policía Orteguista asedia y requisa a corresponsal de LA PRENSA en Estelí

Los detenidos son hijos de Alex Pérez, un activista de derechos humanos y presidente del Movimiento Renovador Sandinista (MRS), en Estelí, quien también se encuentra desde hace más de dos meses detenido en Managua, sin que sus familiares puedan verlo.

Kevin y Kitzel se manifestaban contra el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, a través de las marchas que recorren las calles de Estelí, pero de igual forma corrieron el mismo destino de su padre. La Policía los secuestró y los golpeó salvajemente.

Puede leer: Jóvenes salen a protestar en las calles de Estelí a pesar del asedio de la Policía Orteguista

De acuerdo a un testigo, Kevin resultó más golpeado porque le pegaban hasta con la culata de un AK, por lo que su propia madre pudo notar de largo cuando ellos iban en la camioneta, que
llevaba “señales de tortura.

«Desde el lunes que salieron secuestrados no sé nada de ellos. No sé si están en el chipote y lo único que mi hijo (Kitzel) me gritó cuando iba en la camioneta que iba para al Chipote”, expresó Valdivia.

También: Policía Orteguista detiene a una mujer por lanzar globos azul y blanco en Estelí

La madre de los jóvenes, quien se encuentra angustiada por su situación, relató que le preguntó a un policía que si su hijo necesitaba medicamento porque iba fuertemente golpeado, a lo que el policía le contestó que ahí cuentan con un médico las 24 horas del día, “cosa que yo no les creo”, sostuvo Valdivia.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: