Médicos en su día: Basta de ultrajes y despidos arbitrarios

Los médicos en Nicaragua también han sufrido la represión del régimen orteguista por ejercer con vocación su servicio, así lo denunciaron profesionales de la Unidad Médica Nicaragüense

Médicos que asistieron a misa de acción de gracias en su dia en parroquia San Agustín

Managua, Nicaragua 26 de Octubre del 2018 .JMisa en honor a medicos Nicaraguense en iglesia San Agustin de Managua . FOTO/LA PRENSA/Uriel Molina

Los médicos en Nicaragua también han sufrido la represión del régimen orteguista por ejercer con vocación su servicio, así lo denunciaron profesionales de la Unidad Médica Nicaragüense, que este viernes celebraron una misa de acción de gracias, en la parroquia San Agustín, en Managua.

“Nuestro gremio ha sido golpeado, nos están corriendo de las instituciones; se está dejando a la población sin la salud”, expresó el doctor, José Antonio Vásquez, presidente de la Unidad Médica.

Lea más en: Condenan a pareja de adultos mayores por apoyar protestas en San Rafael del Sur

El galeno llamó al régimen de Daniel Ortega a que deje de ultrajar al sector de la salud. “Nosotros consideramos que todos tenemos que estar unidos, los médicos, las enfermeras, los técnicos y decir basta ya que nos sigan criminalizando, basta ya que nos sigan corriendo, basta ya que nos sigan corriendo de forma arbitraria solamente por dar nuestra profesión al servicio del pueblo”, demandó el médico.

De acuerdo Vásquez centenares de médicos han perdido sus empleos “por servir al pueblo”.

“Nuestra misión es dar nuestros servicios médicos, esa es nuestra misión y siempre lo vamos hacer con el pueblo, porque estamos al lado del pueblo”, aseguró.

Más de 300 médicos despedidos por dictadura

Explicó que muchos de los médicos despedidos tienen miedo decir su nombre por represalias o porque también tienen familias laborando para el Estado.

“Pero ahorita nosotros tenemos contabilizados 312 médicos despedidos y otros presos por ejercer su profesión y muchos otros médicos y estudiantes de medicina que han sido heridos ”, lamentó el presidente de la Unidad Médica.

Durante la misa eucarística, el sacerdote Jedriz Calero, exhortó a los médicos a continuar con su vocación de servicio a la salud y les recordó que son “instrumentos de Dios” en su vocación como médicos.

El sacerdote recordó a los galenos “ustedes son parte del reino de los cielos y oramos para que ustedes sigan cumpliendo con su misión de médicos”.

Por otro lado el sacerdote elevó una oración por aquellas personas que guardan prisión para que Jesús les dé la fortaleza.

Revolución pacífica

José Luis Borge, médico y directivo de la Unidad Médica Nicaragüense, explico que la organización nace con la crisis de abril, cuando médicos y estudiantes de Medicina atendían a los muertos y heridos de la represión estatal.

Borge lamentó la represalia como la que el régimen orteguista ha tratado al sector médico.

“El problema del Gobierno es que nuestro servicio a la población la tomó como parte del vandalismo que ellos dicen y no hay vandalismo; aquí lo que hay es una revolución pacífica. Pero así comenzaron los despidos y las persecuciones en los hospitales”, lamentó Borge.