Salió caro el incendio provocado en el Distrito Seis de la Alcaldía de Managua

Luego de mandar a quemar sus propias oficinas, la Alcaldía propone que los concejales aprueben una partida presupuestaria de 4.5 millones de córdobas para acondicionar nuevas instalaciones

Managua

En ruinas. Así quedaron las oficinas de la Alcaldía de Managua en el Distrito Seis, después que le pegaron fuego el pasado 11 de mayo. LA PRENSA/U.MOLINA

Luego de mandar a quemar sus propias oficinas del Distrito Seis de Managua, la Alcaldía propone que los concejales aprueben una partida presupuestaria de 4.5 millones de córdobas para acondicionar nuevas instalaciones y construir un muro perimetral en la antigua delegación.

Tales propuestas son para el 2019 y aparecen en el borrador del Plan de Inversión Anual (PIA), que ya fue presentado al Concejo Municipal y la población a través de cabildos, pero todavía no ha sido aprobado.

Según el PIA, los 4.5 millones se dividirían de la siguiente manera: 2 millones para habilitar oficinas donde fue el albergue Arlen Siu, ubicado a escasos metros del paso a desnivel de Portezuelo; y 2.5 millones para levantar un muro perimetral donde funcionaba la delegación Seis, en el barrio Carlos Marx.

LA PRENSA consultó con el concejal del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Carlos Bonilla, quien mostró su rechazo de las intenciones de las autoridades de la comuna, al señalar que fueron ellas mismas que mandaron a pegarle a las oficinas, todo para responsabilizar a los autoconvocados que se habían alzado contra el régimen de Daniel Ortega.

“La propia población tiene evidencias, recuerdo que se viralizaron videos y fotografías donde llegaron a sacar todos los muebles antes de quemarlas. Con ese dinero, que son 4.5 millones de córdobas, se debería de reordenar el mercado Oriental, pareciera que se está esperando otro incendio para hacerlo”, reaccionó Bonilla.

Managua
Un cerco de alambres de púa evita el paso de intrusos a los terrenos de la Alcaldía de Managua, que antes de mayo eran las oficinas del Distrito Seis. LAPRENSA/U.MOLINA

El concejal manifestó que antes de aprobar esa partida presupuestaria, la Policía Orteguista debe de realizar una investigación y presentar sus resultados, para quedar claros de quienes fueron los responsables del incendio que por ahora le costará 4.5 millones de córdobas a los contribuyentes de la capital.

De acuerdo a los documentos oficiales de la municipalidad, con los 2 millones de córdobas se habilitará la vieja infraestructura que sirvió como albergue, con modulación de oficina, iluminación, divisiones con gypsum, piso, ventanas, aires acondicionados, servicios básicos y pintura de la fachada e interiores.

Con los restantes 2.5 millones se cerrarán 300 metros lineales de donde fueron las oficinas del Distrito Seis de la Alcaldía y que “la población señala que fueron las mismas turbas sandinistas que las quemaron”, recordó Bonilla.

La quema de la delegación del Distrito Seis de la Alcaldía de Managua ocurrió la noche del 11 de mayo y en los siguientes días los chatarreros tumbaron los muros que quedaron para llevarse el hierro.

El lugar ahora se ha convertido en un basurero y es vigilados por dos personas que suelen jugar naipes para no pasar aburridos.

Participación activa

El miércoles 18 de abril estalló la rebelión cívica en Nicaragua con tres plantones -uno en León y dos en Managua-, los cuales fueron atacados sin piedad por el régimen de Daniel Ortega. Pero en vez de atemorizar, fueron la chispa para despertar a todo el país en la lucha.

Conforme se fue desarrollando la protesta, los manifestantes empezaron a levantar barricadas y hacer pintas para mostrar su rechazo con el régimen; inmediatamente la Alcaldía de Managua fue utilizada para desmontar barricadas y borrar las pintas.

Con estas tareas especiales se descuidó la ejecución de proyectos en los distritos y programas elementales como la recolección de los desechos en la capital, a través de la Dirección de Limpieza Pública.