Sanciones sacan del juego político a Rosario Murillo, según analistas

El general en retiro Hugo Torres, la excomandante Dora María Téllez y el sociólogo Óscar René Vargas consideran que las sanciones a Murillo la eliminan como la candidata presidencial de 2021

Rosario Murillo, la vicepresidenta designada y vocera del gobierno de Daniel Ortega. LA PRENSA/ AFP

Rosario Murillo, la vicepresidenta designada y vocera del gobierno de Daniel Ortega. LA PRENSA/ AFP

La sanción por violación de los derechos humanos y corrupción, impuesta por Estados Unidos a Rosario Murillo, vicedictadora de Nicaragua, podría haber acabado con sus anhelos de suceder a su esposo, Daniel Ortega.

La sucesión sería tanto en el gobierno como en el partido Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), en el cual, según analistas, ella significa ya debilidad para la base orteguista, disminuida tras la masacre.

El general en retiro Hugo Torres, la excomandante Dora María Téllez y el sociólogo Óscar René Vargas consideran que las sanciones a Murillo la eliminan como la candidata presidencial de 2021 porque ella provoca mayor rechazo entre las filas del sandinismo, pero también porque representa continuar la confrontación con Estados Unidos y el resto de la comunidad internacional, y como consecuencia, el alargamiento de la crisis sociopolítica y económica que vive el país tras la represión del régimen a la ciudadanía.

Le puede interesar: Alianza Cívica, sobre las sanciones de EE.UU.: “El único responsable de este conflicto y de las consecuencias futuras es el gobierno”

Téllez, Torres y Vargas coincidieron en que las sanciones directas a Murillo, la orden ejecutiva que considera al régimen orteguista una amenaza para la seguridad nacional de EE. UU. y la Nica Act, socavan el débil piso de respaldo de la militancia del FSLN hacia el anillo de poder de los Ortega-Murillo.

La encuesta de septiembre pasado de la empresa CID Gallup indicó que Murillo era la personalidad con la opinión más negativa, un 63 por ciento. Y el FSLN solo tenía un 23 por ciento de respaldo.

“Se le han sepultado sus ambiciones de poder a Rosario Murillo porque será una persona perseguida por los delitos contra el pueblo, y por tanto, la descalifican como sucesora de Ortega”, afirmó Téllez.

Lea además: Lo que necesitás saber para entender la Orden Ejecutiva de Donald Trump y las sanciones hacia Rosario Murillo

Torres afirmó que en la medida que Ortega y Murillo optaron por la vía de la represión y endurecer la dictadura, se fueron aislando interna y externamente, pero igual golpea confianza de los seguidores del FSLN.

“La población en general y en la militancia de ese partido identifican a la señora Murillo como una de las principales causantes de esta tragedia, ahora con las sanciones su situación política dentro del partido se vuelve precaria. Si en estos siete meses era difícil pensar que alguien apoyara su candidatura para futuras elecciones, creo que esa probabilidad se ha reducido a cero”, afirmó Torres.

Vargas, exasesor del FSLN y hoy perseguido político, analiza que en el caso que la pareja de dictadores siga negándose a entender que la salida a la crisis sociopolítica pasa por el adelanto de las elecciones, y logre permanecer en el gobierno hasta el 2021, con la sanción a Murillo, la elimina como sucesora de Ortega “porque solamente los más radicales” la apoyarían y por tanto es una figura de derrota.

Lea también: Los nicaragüenses celebran con memes las sanciones de Estados Unidos a Rosario Murillo

Según Vargas, este escenario debe causar que dentro del FSLN empiece a pensarse en una candidatura viable. “Ninguno de los poderes fácticos estarían de acuerdo con su candidatura”, explicó.

Arrastra al FSLN

La exguerrillera Dora María Telléz dijo que el mensaje de EE. UU. es que el FSLN será arrastrado, “por lo que es momento de definir si continúan defendiendo a la familia Ortega-Murillo o priorizan los intereses del partido para sobrevivir”.

Además: “No nos vendemos ni nos rendimos”. La respuesta del régimen orteguista tras las sanciones de EE.UU.

Esa opinión la respalda el general retirado Hugo Torres, para quien en unas elecciones transparentes el FSLN “saldrá reducido a su mínima expresión”.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: