Combustible debió bajar más en noviembre en Nicaragua

César Arévalo, especialista en mercado de hidrocarburos, refirió que desde mayo hasta finales de noviembre las petroleras se embolsaron 9.2 millones de dólares, por no trasladar los alivios a los consumidores

En el mercado internacional el precio del petróleo cayó a su nivel más bajo del último año, pero el combustible no bajó en la misma proporción en Nicaragua. LAPRENSA/ARCHIVO

Este domingo el precio de los combustibles bajará por cuarta semana consecutiva por la variación de los precios internacionales del petróleo intermedio de Texas (WTI), de referencia para Nicaragua, el cual bajó un 22 por ciento en noviembre. Sin embargo, ese descenso no se ha traducido en una reducción del precio que paga el consumidor.

Representantes de las empresas petroleras señalan que con este ajuste el diesel sería el más beneficiado con una disminución de 1.20 córdobas por litro. En el caso de la gasolina súper, la merma prevista es de 1.14 córdobas por litro y para la gasolina regular se prevé una reducción de 99 centavos de córdoba por litro.

Lea: Baja insuficiente en el precio de los combustibles

César Arévalo, especialista en mercado de hidrocarburos, refirió que desde mayo hasta finales de noviembre las petroleras se embolsaron 9.2 millones de dólares, por no trasladar los alivios a los consumidores, lo que hubieran hecho si se ajustan realmente a los precios internacionales.

No obstante, solo del 1 al 28 de noviembre “los precios de venta de las gasolinas y diesel han bajado menos que los precios internacionales, es decir, ellos se quedaron con una ganancia total de 4.5 millones de dólares, o sea el 6.3 del ingreso de ventas sin impuesto”, dijo Arévalo.

Lea:Crisis sociopolítica y altos precios botan el consumo de combustibles en Nicaragua

Ajuste al precio

De acuerdo con el monitoreo realizado por el Instituto Nicaragüense de Energía (INE), esta semana en Managua la gasolina súper se vendió en promedio a 31.60 córdobas por litro y la gasolina regular a 30.17 córdobas por litro; mientras que el precio del diesel promedio en la capital fue de 29.78 córdobas por litro.

Al aplicar los descuentos anunciados, preliminarmente por los representantes de las petroleras, desde las cero horas de hoy domingo 2 de diciembre y hasta el sábado 8 de diciembre el nuevo precio de los combustibles sería 30.46 córdobas por litro para la gasolina súper; la gasolina regular costaría en promedio 29.18 córdobas por litro y el diesel 28.58 córdobas por litro.

En el resto del país, estos precios se incrementan porque se les debe agregar el costo del traslado del producto hasta cada zona en donde se distribuye.

Lea: Recorte presupuestario deja con menos gasolina a los diputados

Antes de estas cuatro rebajas consecutivas el precio de los combustibles se mantuvo congelado durante un mes, mientras a nivel internacional el valor del petróleo mantenía una tendencia de descenso.

Las agencias internacionales reportaron el viernes que el precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) de referencia para Nicaragua, bajó 1 por ciento y se situó en 50.93 dólares el barril. En noviembre, la pérdida de valor fue del 22 por ciento.

En promedio mensual en noviembre el precio fue de 56.6 dólares el barril, considerado el precio más bajo del año.
Arévalo indica que la estrategia de las petroleras fue bajar los precios de ventas cuando los precios internacionales cayeron fuertemente.

Arévalo indica que si los precios internacionales de las gasolinas y diesel en diciembre fueran mayores que los de noviembre, trasladarán el incremento a los precios de ventas aunque hayan comprado todo ese combustible en noviembre, cuando el precio era más barato treinta días o bien volverían a congelar el precio, pero difícilmente bajará.

Cae consumo de combustibles

César Arévalo, especialista en mercado de hidrocarburos, dijo que este año debido a la crisis sociopolítica el volumen de ventas de gasolinas y diesel ha caído hasta un 6.1 por ciento en septiembre y se estima una baja de 5.3 por ciento a diciembre, respecto 2017.

“Para compensar la baja del volumen de ventas las petroleras se han quedado con la mayoría de las bajas de precios internacionales para mantener altos márgenes de comercialización”, dijo.

Según estadísticas del Ministerio de Energías y Minas (MEM), el volumen de ventas de las gasolinas y diesel en estaciones de servicios y clientes directos creció en promedio desde el 2013 hasta el 2017 de manera sostenida el 6.2 por ciento anual, pero este año será la excepción porque el consumo está caído y no muestra señales de recuperación.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: