Zona de Strikes: Tres nicas firmados que lucharán por su sueño

Justo cuando el ritmo de nicaragüenses firmados para el beisbol de las Grandes Ligas parecía haber disminuido, tres jóvenes son contratados en una semana

Zona de Strikes, Elián Miranda

Edgard Rodríguez C.

Justo cuando el ritmo de jugadores nicaragüenses firmados para el beisbol de las Grandes Ligas parecía haber disminuido, tres jóvenes son contratados en una semana.

Hace siete días, Colorado firmó a los lanzadores Cristofer Osorio y Martín Zamora. Ahora Pittsburgh consigue a Sergio Umaña, también carabinero.

Al menos en los últimos 15 años, Nicaragua ha tenido un promedio de entre seis y ocho jugadores firmados anualmente. Es una cifra baja en comparación con países como Dominicana, Venezuela, México, Colombia, Cuba y Panamá.

Y como también se les da de baja entre seis y ocho nicas cada año, el universo de pinoleros en el beisbol rentado (Ligas Menores) oscila entre 28 y 30.

Sin embargo, es llamativo que pese a la baja cantidad de contratados en la historia (220 aproximadamente) se haya contado ya con 14 big leaguers surgidos de aquí.

Esto no incluye a Marvin Benard, desarrollado y firmado en Estados Unidos. Lo mismo a Alex Blandino, quien nació, fue adiestrado y seleccionado en el draft allá también.

Es decir, que de los nicas firmados aquí, el siete por ciento ha llegado a la meta. En América Latina de cada cien firmados, cuatro llegan, con diferentes niveles de éxito.

Osorio y Zamora, fueron desarrollados por el entrenador Johnny Álvarez, quien ha probado tener buen ojo para escoger a los jugadores y conocimientos para adiestrarlos.

Zamora es un zurdo de 17 años, con disparos entre 85 y 87 millas, un buen cambio y curva. Con el Frente Sur mostró temple en el Pomares y en Colombia, en un showcase, enseñó mucho carácter frente a los scouts.

Osorio es derecho de 17 años también y tiene buena proyección para lanzar fuerte. Su marco físico es más grande. Hace unos meses lanzaba a 88-90, daba strikes con consistencia y mejoraba poco a poco sus rompientes.

Umaña, de 18 años, fue entrenado por el veterano scout y adiestrador Marvin Throneberry y el viaje a Panamá con la tropa nacional Sub18, le sirvió para mostrar su recta a 90 millas y los demás envíos junto a su habilidad.

Ahora los tres son parte del privilegiado grupo de nicas que han recibido una oportunidad para saltar a la cima del beisbol y hacer historia, mientras cambian su vida de ellos y la de sus familias.

Pero no todos los que firman llegan. ¿Quién lo hará de estos tres chavalos? Solo con el tiempo lo sabremos.

Sigue a Edgard Rodríguez en Twitter: @EdRod16 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: