Daniel Ortega evade el tema de la aprobación de la Nica Act por el Congreso de EE.UU

Esta es la segunda ocasión el cual el dictador evita pronunciarse sobre las sanciones económicas surgidas desde Estados Unidos. Mantuvo su característico discurso antiimperialista, le recordó al Ejército su origen desde la guerrilla sandinista y su deber de defensa de la soberanía.

Daniel Ortega, dictador de Nicaragua. LA PRENSA/ ARCHIVO

Daniel Ortega, dictador de Nicaragua. LA PRENSA/ ARCHIVO

El dictador Daniel Ortega guardó silencio este martes durante el acto de graduación de 56 cadetes del Ejército de Nicaragua sobre la Ley Nica, que fue aprobada este martes en el Congreso de Estados Unidos y contiene una serie de sanciones contra el régimen y sus aliados, y la cual afectaría la economía del país.

Ortega repitió su viejo discurso de historia en el cual siempre acusa a Estados Unidos de ser “un imperio que se ha caracterizado por la barbarie”, que “compitió” con el dictador alemán Adolfo Hitler (1939-1945) en la carrera armamentista y recordando una y otra vez los bombardeos atómicos contra las ciudades japonesas Hiroshima y Nagasaki, en 1945, cuando Estados Unidos y Japón se enfrascaban en la Segunda Guerra Mundial.

Lea también: Congreso de EE.UU aprueba la Nica Act y queda lista para ser firmada por Donald Trump

Habló sobre los estragos de la guerra y la violencia, mencionando las protestas sociales de Francia en la actualidad (donde hasta la fecha las fuerzas policiales no han asesinado a un solo manifestante) y también recordó la Primera Guerra Mundial, de hace más de cien años, y después habló de la Segunda Guerra Mundial.

Rememoró la guerra civil de los años ochenta en Nicaragua, entre el Ejército Popular Sandinista (EPS) y miembros de la Resistencia Nicaragüense.

Le puede interesar: Nica Act golpeará duro la economía en 2019

Como ya es costumbre, le recordó al Ejército su origen sandinista, sin dejar de mencionar que Estados Unidos entrenó al “poderoso ejército que existía hasta el año 1979”, en alusión a la Guardia Nacional al servicio de la familia Somoza.

“Le imponían al pueblo el dolor, el sufrimiento, la guerra. Y al final, al pueblo no le quedó más alternativa que la lucha que significó dolor, costó sangre, la libertad de Nicaragua. Y después de esa victoria del pueblo, la potencia norteamericana, en lugar de respetar el cambio profundo que se había dado en el país, vino una nueva guerra, buscando como alcanzar una victoria militar… de ahí la resistencia del pueblo nicaragüense y del Ejército dando la batalla y al final se alcanzó la paz”, dijo Ortega, quien hizo énfasis en la importancia de la paz para el bienestar social.

Lea además: Donald Trump firmará Nica Act antes que termine el 2018, de acuerdo a especialistas

“Cuando hay inestabilidad, cuando hay violencia, entonces se afecta la economía del país y los proyectos sociales, por eso tenemos que defender la paz”, afirmó.

La Ley Nica fue creada para sancionar los vejámenes y crímenes de la dictadura de Ortega, quien tampoco se ha referido a la sanción de su esposa Rosario Murillo y de su secretario privado, Néstor Moncada Lau, ocurrida el pasado 27 de noviembre, a través de la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos.

Lea también: El Senado de Estados Unidos aprueba la Nica Act

Ambos son señalados de corrupción desenfrenada, desmantelamiento de las instituciones democráticas, violaciones a los derechos y explotación de recursos públicos de Nicaragua para beneficio personal.

Crisis en Nicaragua

El país vive una crisis desde el pasado 18 de abril por la represión policial y paramilitar contra las protestas civiles que demandan la salida de Daniel Ortega y su esposa, Rosario Murillo, del poder.

Además: Sanciones de EE.UU. para el dictador Daniel Ortega serán severas

Entre 325 y 535 personas han muerto desde el 19 de abril debido a la represión orteguista, pero el Gobierno solo reconoce 199 muertos, a quienes identifica como policías y simpatizantes de su gobierno.

También: Fitch: PIB nica caerá 2% este año y prevé años difíciles

También hay más de seiscientas personas presas, pero el régimen solo reconoce 273, y las acusa de terrorismo, crimen organizado, narcotráfico, entre otros delitos.

Lea también: Diputados orteguistas cancelan la personería jurídica al Ieepp

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: