Organismos internacionales condenan persecución orteguista a las ONG en Nicaragua

La CIDH, OACNUDH y Amnistía Internacional condenan que el régimen orteguista haya cancelado la personería jurídica del Cenidh y Hagamos Democracia

Organismos defensores de derechos humanos en Nicaragua como el Cenidh y la CPDH serán afectado con la nueva ley de la UAF. LA PRENSA/ ARCHIVO

Organismos defensores de derechos humanos en Nicaragua como el Cenidh y la CPDH ya estaban siendo perseguidos con la nueva ley de la UAF. LA PRENSA/ ARCHIVO

Organismos internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) y Amnistía Internacional (AI), condenaron este miércoles la persecución que ha desatado el régimen de Daniel Ortega en contra de los Organismos No Gubernamentales (ONG) en Nicaragua. Lamentaron la decisión de la Asamblea Nacional dominada por el oficialismo de cancelar personerías jurídicas a organizaciones sociales críticas del gobierno.

En menos de un mes, el régimen ha cancelado la personería jurídica de cuatro organizaciones: Centro de Información y Servicios de Asesoría en Salud (Cisas), el Instituto de Estudios Estratégicos de Políticas Públicas (Ieepp), el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) y Hagamos Democracia.

Recomendado: Dictadura orteguista revive el fantasma de las confiscaciones en su guerra contra las ONG

«La libertad de asociación es una herramienta esencial para la existencia y funcionamiento de una sociedad democrática… Resulta especialmente preocupante que se cancele la personería jurídica del Cenidh y CISAS, organizaciones defensoras de derechos humanos que cumplieron un rol fundamental en la crisis que enfrenta Nicaragua», señala la CIDH a través de su cuenta oficial en Twitter.

La mañana de este miércoles, el régimen en la Asamblea canceló las personerías jurídicas del Cenidh y el organismo Hagamos Democracia, a los que señalan de estar involucrados y hasta de financiar el «fallido golpe de estado».

«Las organizaciones sancionadas y sus miembros han visto violentadas sus garantías al debido proceso, particularmente a los derechos a la defensa y a la presunción de inocencia. Es imperativo que el órgano judicial revierta estas decisiones, actuando en el marco de la imparcialidad e independencia», señala el comunicado de la OACNUDH.

«Estas decisiones confirman la progresiva reducción y restricción de los espacios de participación democrática y de los derechos políticos y libertades fundamentales de expresión, asociación y de reunión pacífica en Nicaragua», añade la OACNUDH, organismo dirigido por la expresidenta chilena Michele Bachelet.

Amnistía Internacional denuncia maniobra con el Cenidh

Amnistía Internacional hizo especial énfasis en las represalias contra el Cenidh y señaló que “es sumamente alarmante que organizaciones con la trayectoria y legitimidad del Cenidh estén siendo perseguidas. Al quitarles su registro, dejan en indefensión a la población de Nicaragua».

«Atacar al Cenidh, cancelándole su personalidad jurídica, es otra maniobra del Presidente Daniel Ortega para reprimir y tratar de encubrir las graves violaciones de derechos humanos que su gobierno ha cometido… Se equivoca el Presidente Ortega si cree que al intentar silenciar al CENIDH podrá evadir la justicia”, denunció Erika Guevara Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional.

Luis Almagro, Nicaragua, OEA
Luis Almagro, secretario general de la OEA. LA PRENSA/AFP

Por su parte, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) calificó de inaceptable esta decisión del parlamento, al ser otra muestra del autoritarismo del orteguismo. «Inaceptable la decisión de la Asamblea Nacional de Nicaragua de anular la personería jurídica de organizaciones defensoras de los derechos humanos y de la sociedad civil como el Cenidh y Hagamos Democracia. Silenciarlas es propio del autoritarismo», escribió en su cuenta de Twitter, tras conocer del caso.

El Cenidh y Hagamos Democracia se suman al Centro de Información y Servicios de Asesoría en Salud (CISAS) y al Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (IEEPP) en la lista de ONG víctimas del régimen de Daniel Ortega. CISAS era dirigido por la activista Ana Quirós, expulsada a Costa Rica; mientras que el IEEPP es dirigido por Félix Maradiaga, exiliado por la persecución de la dictadura.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: