La Fed eleva las tasas de interés por cuarta vez en 2018

Después de rebajar el precio del dinero hasta casi cero a finales de 2008 para hacer frente a la aguda crisis financiera, la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos prosiguió ayer su gradual ciclo de normalización monetaria con una nueva subida de tipos de interés

La Reserva Federal podría elevar las tasas este año. LA PRENSA/AFP/ KAREN BLEIER

La Reserva Federal podría elevar las tasas este año. LA PRENSA/AFP/ KAREN BLEIER

Después de rebajar el precio del dinero hasta casi cero a finales de 2008 para hacer frente a la aguda crisis financiera, la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos prosiguió ayer su gradual ciclo de normalización monetaria con una nueva subida de tipos de interés. La decisión, adoptada de forma unánime al término de la última reunión del año del banco central, supone la cuarta alza en 2018.

La Fed aumentó ayer un cuarto de punto a los tipos de interés, pese a los ataques del presidente estadounidense Donald Trump, que se oponía a la medida.

Con el alza de ayer, el precio del dinero en Estados Unidos se ubicó entre 2.25 por ciento y 2.50 por ciento, con lo que se sitúa a niveles no vistos en más de una década en la primera economía mundial.

En su comunicado, la Fed apuntó ayer que los “riesgos para el panorama económico son más o menos equilibrados” y anticipó que continuará “vigilando los desarrollos económicos y financieros globales” y evaluará “sus implicaciones para el panorama económico”.

Sin precisar a qué ritmo mantendrá los ajustes de las tasas en los meses venideros, la Fed dijo que para determinar los movimientos futuros evaluará las condiciones económicas en relación con su objetivo de empleo máximo y de inflación simétrica del dos por ciento.

Ocho años de estímulo monetario

La Fed mantuvo el excepcional estímulo monetario durante casi ocho años, a la par que lanzaba un agresivo plan de compra de deuda, bajo la batuta de Ben Bernanke (2006-2014).

En apenas poco más de un año, el organismo liderado por Bernanke se vio obligado a rebajar las tasas de interés de 4.75 por ciento en septiembre de 2007 hasta prácticamente cero a finales de 2008.

Dada la gravedad de la crisis y la posterior recesión, los tipos de interés siguieron en mínimos históricos hasta finales de 2015 cuando el banco central estadounidense, dirigido ya por Janet Yellen (2014-2018) decidió elevarlos por primera vez al rango de entre 0.25 y 0.50 por ciento. A lo largo de 2016, volvía a subir el precio del dinero en una ocasión, hasta dejarlo entre 0.50 por ciento y 0.75 por ciento.

En 2017, llevó a cabo tres alzas adicionales, hasta el rango de entre 1.25 por ciento y 1.50 por ciento; y en 2018, con la de ayer, son ya cuatro subidas más hasta 2.25 por ciento y 2.50 por ciento. La última vez que los tipos de interés en Estados Unidos han estado a este nivel fue en marzo de 2008.

Trump se oponía

Previo al anuncio de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos de aumentar un cuarto de punto a los tipos de interés para ubicar el precio del dinero entre 2.25 por ciento y 2.50 por ciento, la Fed recibió una nueva arremetida por parte del presidente Donald Trump, quien advirtió al banco central que no subiera los tipos de interés.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: