EE.UU. otorga asilo a Migueliut Sandoval, viuda del periodista Ángel Gahona, y a su hija

La periodista Migueliut Sandoval asegura que había recibido amenazas después de haber denunciado en Washington la represión que sufren los nicaragüenses

migueliut sandoval, angel gahona

Migueliut Sandoval junto a su hija Amanda Migueliut Gahona Sandoval. LA PRENSA/Cortesía

Migueliut Sandoval y Amanda Migueliut Gahona Sandoval, viuda e hija, respectivamente, de Ángel Eduardo Gahona, el periodista asesinado mientras cubría las protestas en contra del régimen orteguista en Bluefields, recibieron asilo indefinido del Gobierno de Estados Unidos.

Sandoval confirmó que fue notificada de la aprobación del asilo desde el pasado 4 de diciembre.

El estatus, según confirmó, incluye seis beneficios: asistencia médica, asistencia financiera, alimentación, servicios de empleo, clases vocacionales de inglés y asuntos legales que tienen que ver con migración.

Lea además: Migueliut Sandoval, viuda de periodista Ángel Gahona: “Fue un antimotín bajito el asesino”

“Ya recibí charlas de cuáles son mis derechos en este país, cuáles son mis obligaciones, (es) un asilo indefinido”, afirmó Sandoval, quien al igual que su esposo asesinado es periodista.

Con Sandoval y su hija ya suman tres nicaragüenses asiladas políticas por el Gobierno de Estados Unidos. Rosa Amanda Cruz, madre de Michael Humberto Cruz, quien fue asesinado el 20 de abril en la Universidad Politécnica de Nicaragua (Upoli), es la otra mujer beneficiada con esta protección migratoria.

Sandoval contó que cuando ella viajó con su hija a Miami, el 16 de junio, no pensó abandonar Nicaragua para pedir asilo político, sino que lo consideraba como “un tiempo de resguardar nuestras vidas”.

Poco antes, ella había viajado a Washington junto a otras personas para denunciar la represión que sufría el pueblo de Nicaragua, lo que provocó de inmediato amenazas en su contra. A través de las redes sociales le decían que era una golpista, derechista, “que me iban a asesinar, que iba a perder la vida si continuaba pidiendo justicia, si yo continuaba dando declaraciones o por seguir peleando por Nicaragua”.

Puede leer: Las condenas sospechosas del orteguismo contra los jóvenes Brandon Lovo y Glen Slate

Sumado a eso estaba el hecho de que aún no ha habido justicia por el asesinato de su esposo.

Gahona fue asesinado en Bluefields a inicios de abril del año pasado, cuando realizaba una transmisión en vivo por Facebook de las protestas en esa ciudad costeña.

“Si bien es cierto en un inicio yo no venía con ese pensar (de pedir asilo), al ver que mi vida estaba en riesgo, así como la vida de otros periodistas ha estado en riesgo y se han tenido que exiliar en otros países, pues yo tuve que correr con esa misma necesidad de autoprotegerme y a mi hija”, expuso Sandoval.

“Nadie quiere salir de su país, nadie quiere abandonar su familia, nadie quiere abandonar todo lo que te ha costado construir, pero nos ha tocado a muchos dejar a nuestro país”, afirmó Sandoval, quien, pese a todo, está decidida a seguir denunciando lo que ocurre en Nicaragua.

“Levantar la bandera de Nicaragua en alto, mencionar el nombre de Ángel Gahona para mí es sagrado, es algo que me conmueve mucho pero al mismo tiempo me da fuerza para seguir. Hay momentos en que me he sentido sola, me he sentido triste, pero recuerdo las palabras de él que siempre me decía ‘mami, yo estoy contigo, vamos, tú puedes’, y yo escucho esas palabras de él que siempre me dan ánimo y me ayudan a seguir” , confió Sandoval.

Además: Migueliut Sandoval, viuda de periodista Ángel Gahona: “Fue un antimotín bajito el asesino”

La viuda de Gahona asegura que la información sobre la aprobación de su asilo, contrario lo que se cree, para ella no representó alegría.

“A mí me da tristeza, ¿qué siento? ¿Qué he ganado? ¿Qué he cambiado? Un asilo por una vida y yo quisiera esa vida en lugar del asilo, es decir, yo hubiera preferido quedarme en Nicaragua con mi esposo y no obtener un asilo que quizás posteriormente me den una residencia, pero no me satisface, no me llena el poder tener papeles legales de este país porque lo que yo quisiera es mantener a mi familia unida, y mi familia era mi esposo, mi hija y yo”, confesó.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: