Gobierno definirá con sus aliados políticos nuevo ajuste al salario mínimo y excluye a Cosep

La exclusión del Cosep ocurre en momentos que el régimen mantiene una férrea disputa con el sector privado agremiado en esa cúpula, luego que esta se sumara a la demanda nacional de elecciones anticipadas justas y transparentes para superar la crisis política.

El próximo ajuste del salario mínimo, cuya discusión comenzó ayer en el Ministerio de Trabajo (Mitrab), será definido por el régimen de Daniel Ortega junto con la mayoría de sindicatos aliados luego que el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) no fuera convocado a la primera sesión, a la que también asistió el Consejo Nicaragüense de la Pequeña y Mediana Empresa (Conimipyme), afín a la dictadura.

Sergio Maltez, presidente de la Cámara de Industria de Nicaragua (Cadin) y vicepresidente de Cosep, sostuvo que no fueron invitados a la mesa negociadora de la paga mínima.

“La empresa privada no fue convocada a la reunión de hoy (ayer), nosotros estamos analizando cuándo nos reunimos para abordar este tema”, dijo.

Lea: Salario Mínimo en Nicaragua a revisión este mes. Este es el escenario en medio de la crisis

La convocatoria del Mitrab a los distintos representantes gremiales fue enviada el miércoles por la mañana, según confirmó Nilo Salazar, secretario de la Confederación General de Trabajadores Independientes (CGT-I).

Según una nota de prensa divulgada por el Mitrab, a la primera sesión asistieron 35 miembros provenientes de los sectores trabajadores, empleadores y gobierno, tal como lo establece la Ley 625, Ley del Salario Mínimo.

La exclusión del Cosep ocurre en momentos que el régimen mantiene una férrea disputa con el sector privado agremiado en esa cúpula, luego que esta se sumara a la demanda nacional de elecciones anticipadas justas y transparentes para superar la crisis política que hoy arriba a nueve meses y sin que aún se vislumbre una salida inmediata.

El presidente del Cosep, José Adán Aguerri, instó esta semana al Ejecutivo a no tomar “decisiones basadas en políticas populistas sino en la realidad de todos los sectores. Debe privar la cautela y ser conscientes de la realidad que vivimos” esto con la finalidad de preservar los empleos actuales ante la imposibilidad de que la economía empiece a producir puestos de trabajo.

Estimaciones del Fondo Monetario Internacional apuntan a que como consecuencia de la crisis política el Producto Interno Bruto del año pasado se habrá achicado cuatro por ciento. La inflación, por su parte, cerró en 3.89 por ciento.

En las negociaciones anteriores, los ajustes pactados han tomado como referencia la inflación, el crecimiento económico y la variación de la cesta familiar de 53 productos.

Lea: José Adán Aguerri: “El paro no es la solución por sí misma a la crisis”

La mesa del salario mínimo debe acordar el ajuste a más tardar el 28 de febrero, que es cuando vence la actual tabla salarial aprobada para nueve sectores económicos, sin incluir zona franca que ya tiene pactado su incremento y que entró en vigencia este mes.

Conimipyme: defender el empleo actual

El presidente de Conimipyme, Leonardo Torres, expresó ayer que dado el estrago de la crisis en el empleo y en las empresas lo conveniente es que el salario mínimo se mantenga invariable.

Además recordó que si se toma como referencia los indicadores económicos que tradicionalmente se han considerado, este año no debería haber ninguna variación dado a la contracción económica y una inflación controlada.

“Hay que defender dos cosas, el empleo, es decir el trabajo, y defendamos en alguna medida el poder adquisitivo de los trabajadores, que se ha estado haciendo por la vía de contener el precio”, expresó.

Según Torres, el sector de la mipyme el año pasado registró una contracción del diez por ciento de su masa laboral con respecto a lo que tenían en abril. Al respecto, admitió que la mayor destrucción de empleo se dio entre la mediana y gran empresa.

En cuanto al cierre de empresas de mipymes indicó que en plena crisis unos siete mil negocios dejaron de operar, pero algunos de estos han venido reactivándose. Los sectores que más cerraron empresas fueron turismo y comercio.

El presidente de Conimipyme indicó que más del 54 por ciento de las micro, pequeñas y medianas empresas pagan salario mínimo, lo que refleja la importancia para el sector de los ajustes que se vayan a definir, lo cual esperan sea diferenciado.

Lea además: Gobierno acusa de chantaje a Cosep y rompe modelo de consenso en reforma al INSS

FMI viene la otra  semana, dice Torres

El presidente de Conimipyme, Leonardo Torres, informó que la próxima semana arribará al país una delegación del Fondo Monetario Internacional para comenzar la evaluación de los indicadores económicos en 2018 y cuya permanencia se extendería hasta febrero.

El también directivo del Banco Central de Nicaragua reconoció que este año se abordarán reformas como reducción de exoneraciones y de la Seguridad Social, aspecto que debe tomarse como referencia al momento de negociarse el salario mínimo.

FMI viene la otra  semana, dice Torres

El presidente de Conimipyme, Leonardo Torres, informó que la próxima semana arribará al país una delegación del Fondo Monetario Internacional para comenzar la evaluación de los indicadores económicos en 2018 y cuya permanencia se extendería hasta febrero.

El también directivo del Banco Central de Nicaragua reconoció que este año se abordarán reformas como reducción de exoneraciones y de la Seguridad Social, aspecto que debe tomarse como referencia al momento de negociarse el salario mínimo.

Lea además: El empresariado de Nicaragua pide adelantar elecciones y renovar el poder electoral

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: