Declaran culpable a odontólogo que curó a heridos en la UNAN-Managua

Junto a Escobar fueron declarados culpables los estudiantes Crisffer Steven Busto Molina, 21 años y David Salvador López Artola, 19 años, quienes estuvieron atrincherados en la Unan y en la iglesia Divina Misericordia, el 13 de julio de 2018

Irvin Escobar Ortiz, de 29 años, y Crisffer Steven Busto Molina, 21 años condenados por tráfico de armas en Juzgado Sexto.

El odontólogo autoconvocado Irvin Escobar Ortiz, de 29 años, quien prestó primeros auxilios a universitarios atrincherados en la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (Unan-Managua), durante las protestas sociales contra el régimen de Daniel Ortega, fue declarado culpable este medio día, de tráfico ilícito de armas, por el juez orteguista Ernesto Rodríguez, titular del Juzgado Sexto Distrito Penal de Juicio de Managua.

Juez Ernesto Rodríguez/ LA PRENSA tomada de página Web de CSJ

Junto a Escobar fueron declarados culpables los estudiantes Crisffer Steven Busto Molina, 21 años y David Salvador López Artola, 19 años, quienes estuvieron atrincherados en la Unan y en la iglesia Divina Misericordia, el 13 de julio de 2018, cuando paramilitares desalojaron esa alma máter a punta de balas.

Los tres autoconvocados fueron capturados por la Policía Orteguista (PO) el 14 de julio, un día después del ataque a la Unan- Managua, cuando se trasladaban en un vehículo sobre la carretera a Masaya. Ese día el odontólogo viajaba con su esposa la doctora Blanca Lisseth Cajina Urbina, de 25 años, quien fue puesta en libertad, en el Chipote, seis días después de la detención.

Doctora Blanca Cajina al salir de el Chipote, después de cinco días de detención ilegal.

Con armas

Según nota de prensa de la PO estos jóvenes son parte de “los grupos delincuenciales y terroristas que tenían ocupada la UNAN-Managua” y abandonaron el recinto y supuestamente ocultaron pertrechos militares en el interior de la Iglesia Divina Misericordia, ubicada en el costado sur de dicho recinto.

Entre las armas decomisadas, según la Fiscalía, están una pistola marca Glock con un cargador con 6 cartuchos, 2 armas hechizas que contenían 2 cartuchos de escopetas; 11 cartuchos sin percutar, un fusil calibre 30 con mirador telescopio, un rifle calibre 22, dos armas artesanales y un arma de fuego estilo escopeta 12, la que fue encontrada en el piso de la camioneta Toyota Prado en que viajaban los procesados el día de su captura.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: