El «delito» de usar la bandera de Nicaragua

Estos son ocho casos de nicaragüenses que han sido perseguidos, puestos tras las rejas y condenados por usar la bandera azul y blanco

La bandera de Nicaragua estuvo presente en todas las protestas en contra de Daniel Ortega y Rosario Murillo. LA PRENSA/ JADER FLORES

El abogado Avil Ramírez ondeó la bandera de Nicaragua en una calle de Managua y se lo llevaron preso. Luis Cuevas vendía banderas y fue condenado a cinco años de cárcel. Luis González bailó el Toro Huaco cobijado por la bandera azul y blanco y terminó exiliado.

En Nicaragua, para el régimen orteguista usar el símbolo patrio se ha convertido en “delito”. Estos son algunos de los casos ocurridos desde que iniciaron las protestas el pasado abril.

Ondeó la bandera, y se lo llevaron

El abogado Avil Ramírez Mayorga ondeó la bandera de Nicaragua el jueves 24 de enero. Lo hizo en el sector de Camino de Oriente, sobre la carretera a Masaya. Inmediatamente después fue secuestrado por agentes de la Policía Orteguista, que lo llevaron a las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial, mejor conocidas como El Chipote. Horas después lo liberaron.

“Agradezco profundamente sus muestras inconmensurables de solidaridad. Ayer en la noche fui liberado del Chipote y me mantengo con la misma fortaleza para seguir trabajando por una mejor Nicaragua para todos. Seguimos firmes y dignos”. “¿Mi delito? Alzar nuestra bandera en alto”, dijo Ramírez en su cuenta de Twitter.

El bailarín exiliado

Luis Martín González, de 23 años, usó como capa una bandera de Nicaragua. La utilizó durante el baile del Toro Huaco, en el tope de los santos en Diriamba, Carazo, el pasado 19 de enero para festejar a San Sebastián. Era su forma de protestar en contra del régimen orteguista.

Lea además: El bailarín del Toro Huaco, que llevaba como capa la bandera de Nicaragua, se exilia en Costa Rica  

Dos días después de ese baile, González decidió exiliarse en Costa Rica. Su foto con la bandera se hizo viral en las redes sociales y tuvo miedo de ser detenido por la Policía Orteguista.

Esta es la foto que se hizo viral en las redes sociales. LA PRENSA/Tomado de redes

Llevar la bandera de Nicaragua durante el baile era una promesa que había hecho. “La intención es orar por la paz de Nicaragua y que todo esto se resuelva para que nos volvamos a tratar como hermanos sin distinción alguna. Es ofrecerle a San Sebastián este sacrificio, esta penitencia para que el interceda ante Dios por nuestra patria, para que se bajen estos ánimos y que se pueda recuperar la paz”, dijo el día que abordado por LA PRENSA.

Secuestrados por llevar una bandera

Los hermanos Onell Aguirre Castellón, de 23 años, y Erasmo Aragón Castellón, de 17 años, fueron secuestrados por la Policía Orteguista a las 2:30 de la tarde de este jueves en Nandaime, Granada. Ambos portaban la bandera de Nicaragua, iban a participar en un plantón que se realizaría en una esquina de ese municipio. La Policía de Nandaime dijo que se los llevaba por alteración al orden público.

Los hermanos Onell Aguirre Castellón, de 23 años, y Erasmo Aragón Castellón, de 17 años. LA PRENSA/Tomado de redes

Los jóvenes fueron trasladados en horas de la noche a la cárcel de Granada. Según un familiar, que pidió el anonimato por miedo a represalias, dijo que este viernes visitaron la prisión y unos detenidos afirmaron que Erasmo se encuentra en la celda número 11 y a Onell lo tienen en el patio. El familiar dijo que aún no han interpuesto la denuncia.

66 días presos

El pasado 19 de noviembre de 2018, la docente universitaria Ana Cecilia Hooker Bermúdez y el Presidente de la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), José Gonzalo Hernández Cáceres, fueron detenidos por la Policía Orteguista.

Lea también: Policía Orteguista secuestra a presidente de Canatur en Madriz

¿La razón? Ambos se manifestaban en contra del régimen orteguista en Somoto, Madriz. En el plantón entonaron las notas del Himno Nacional e izaron la bandera azul y blanco. Este 26 de enero cumplen 66 días secuestrados en El Chipote.

Salía con su bandera

El profesor Humberto Hernández, de Camoapa, fue citado el pasado 27 de octubre por la Policía Orteguista por recorrer las calles de la ciudad en su motocicleta con una bandera de Nicaragua.

El profesor Humberto Hernández. LA PRENSA/ Melvin Rodríguez

Hernández llevaba días haciéndolo, era su forma de protestar ante la legalización de las manifestaciones. Aunque no fue arrestado, dijo que el comisionado Carlos Toledo, jefe de la policía de Camoapa, lo amenazó. Le dijo que todas las concentraciones eran consideradas ilegales y que si lo hacía, se atuviera a las consecuencias.

“No sé por qué estoy fichado, seguramente porque saqué la bandera. Yo pienso seguir saliendo a pie y en la moto con mi bandera”, dijo en aquel momento.

Cinco años de prisión por vender banderas

El vendedor de banderas, Luis Enrique Cuevas Poveda, fue detenido el pasado 10 de septiembre de 2018 en León. La Policía Orteguista señaló a Cuevas de terrorista y lo vincula al secuestro, tortura y asalto con escopeta en mano a varios ciudadanos en uno de los tranques de León.

El comerciante Luis Cuevas. LAPRENSA/Tomada de la web de la Policía Orteguista

El pasado 8 de noviembre de 2018 fue condenado a tres años y nueve meses de cárcel por el delito de amenazas en perjuicio de tres ciudadanos; más un año y tres meses por entorpecimiento de servicios públicos y nueve meses de prisión por tenencia ilegal de armas de fuego.

Le puede interesar: Juez orteguista declara culpable a un hombre por vender la bandera de Nicaragua

“Esto más bien parece una especie de represalia dado a que el señor (Cuevas) estaba como advertido de que no debía vender más banderas en la protesta”, aseguró el aquel momento su abogado defensor, Norvin Cruz.

La obligaron a quitarse la bandera

En el recorrido de la Antorcha de la Libertad, una estudiante que recibió la tea fue obligada a quitarse la bandera de Nicaragua que llevaba en la espalda. Eso ocurrió el pasado 13 de septiembre.

Familia dice que lo mataron por llevar una bandera

Marlon Orozco, de 48 años, murió de un disparo en la cabeza el pasado jueves 24 de mayo. Esa noche había pasado echando gasolina en una estación en Rubenia con Daniel Orozco. De pronto, tres motorizados comenzaron a perseguirlos. No era el primer caso que se daba de simpatizantes orteguistas en motos o camionetas persiguiendo a pobladores que andaban banderas de Nicaragua.

Orozco perdió el control del vehículo y se estrelló en un taller de carpintería. Los motorizados lo rodearon y le dieron un tiro en la frente, a su acompañante se lo llevaron en una de las motos y lo abandonaron a unas cuadras. Según sus familiares, a Orozco lo mataron por portar una bandera de Nicaragua.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: