Abogado de la CPDH sigue a la espera de que le autoricen defender a autoconvocados de Sébaco

Familiares de los detenidos rechazan que sean defensores públicos los que representen a los autoconvocados de Sébaco, siendo una de las razones la desconfianza hacia ellos

Julio Montenegro

Julio Montenegro en conferencia de prensa con familiares de los autoconvocados de Sébaco. LAPRENSA/J.FLORES

El abogado de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), Julio Montenegro, informó este sábado que recibió una notificación del Juzgado Sexto Distrito Penal de Juicios de Managua, a cargo del juez Ernesto Rodríguez Mejía, que no aclara si él representará a los nueve autoconvocados de Sébaco que son procesados, luego de ser declarado incompetente en noviembre de 2018.

«Queremos poner en conocimiento público esta situación para efecto de que la autoridad judicial de manera formal nos notifique sobre nuestra intervención de ley y hacernos presentes sin ningún problema el día 18 de febrero, día para el cual está programada la continuación del juicio oral y público», expuso Montenegro en conferencia de prensa.

Le puede interesar: Campesino de los tranques de Matagalpa murió tras golpiza de policías

El juez Rodríguez declaró incompetente a Montenegro para defender a los autoconvocados de Sébaco, que están detenidos desde el 30 junio cuando se ejecutó la denominada «operación limpieza» en ese municipio del departamento de Matagalpa.

Betsayda Guzmán, esposa de Oscar Mendoza Lanzas, uno de los nueve detenidos, rechazó que sean defensores públicos los que representen a su esposo y resto de los autoconvocados de Sébaco, siendo una de las razones la desconfianza hacia ellos.

«Seguimos solicitando que la defensa sea la CPDH, en este caso nuestro doctor Julio Montenegro. Comenzamos con él y deseamos que él siga el proceso de nuestro grupo de Sébaco que está siendo enjuiciado injustamente», dijo Guzmán acompañada de familiares del resto de detenidos.

Lea más en: Presos políticos de Sébaco y Jinotega viven calvario en cárceles

Los nueve acusados son: Misael Escorcia Rugama, Mauricio Castillo Cabrera,  Guillermo Rodríguez Tinoco, Julio Alvarado Rizo, Modesto Machado Urbina, Freddy Vega Arancibia, Michael Valle Hernández, Erick Robleto Rivera y Oscar  Mendoza Lanzas.

Los autoconvocados son acusados de terrorismo, crimen organizado, entorpecimiento de servicios públicos, portación o tenencia y uso de armas restringidas, sustancias o artefactos explosivos y homicidio, esto en perjuicio del Estado de Nicaragua y de Luis Alberto Ruiz Espinoza.