Los principales ajustes fiscales que impuso el régimen de Daniel Ortega

En total el régimen reformó unos 34 artículos de la Ley de Concertación Tributaria y otras leyes. La reforma no fue consensuada con el sector privado

El presidente del Banco Central de Nicaragua, Ovidio Reyes; junto al asesor del Gobierno en temas económicos, Bayardo Arce (derecha) y el ministro de Hacienda, Iván Acosta. LA PRENSA/ARCHIVO

El presidente del Banco Central de Nicaragua, Ovidio Reyes; junto al asesor del Gobierno en temas económicos, Bayardo Arce (derecha) y el ministro de Hacienda, Iván Acosta. LA PRENSA/ARCHIVO

Paralelo a la reforma paramétrica a la Seguridad Social, el régimen de Daniel Ortega introdujo este lunes ante la Asamblea Nacional un ajuste fiscal enfocado en extraer al sector empresarial unos 300 millones de dólares, equivalente a unos 10,168 millones de córdobas. La imposición de dicha reforma fiscal será aprobada antes de que finalice la semana y será consultada solo con aliados del régimen.

En total, el régimen espera que en el 2022 la reforma fiscal le esté produciendo 16,004 millones de córdobas, es decir 3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). El régimen impulsa la reforma de unos 34 artículos de la Ley de Concertación Tributaria y otras leyes. Las reformas no fueron consensuadas con el sector privado.

Los ajustes fiscales contienen varias medidas, enfocadas principalmente en aumentar la alícuota del pago por adelantando que hacen las empresas en concepto de Impuesto sobre la Renta (IR), así como gravar las bebidas alcohólicas, azucaradas, cigarrillos, entre otros.

Lea además: Régimen de Daniel Ortega aumenta el aporte de los trabajadores y empresas al INSS

Las principales medidas son las siguientes, según la reforma:

1. Incremento del porcentaje de pago mínimo mensual del IR

Las empresas medianas y grandes deberán ahora pagar por adelantado en concepto de pago mínimo definitivo del Impuesto sobre la Renta (IR) entre 2 y 3 por ciento, en lugar del 1 por ciento que venían reportando hasta ahoraSolo las pequeñas empresas continuarán enterando a la Dirección General de Ingresos (DGI) el 1 por ciento mensual.

En otras palabras, cada año las empresas deben pagar en concepto de Impuesto sobre la Renta el 30 por ciento sobre sus ganancias. Pero dado a que el fisco requiere liquidez y no puede esperar hasta el cierre del año fiscal, opta por ordenar a las empresas que vayan anticipando 1 por ciento sobre sus ingresos brutos.

Si al término del cierre fiscal, una empresa resulta que pagó más de lo que le correspondía, entonces es deducible en el siguiente periodo fiscal. Al respecto, los economistas han advertido que el problema de esta medida es que puede dejar sin liquidez a las empresas, lo que las asfixiaría financieramente, más en un momento en el que no hay crédito y el consumo nacional se encuentra deprimido.

Para hacer frente a esa posibilidad, el régimen ordenó que a las empresas se les entregará títulos valores que estas pueden colocar en el mercado de valores para autofinanciarse. En el 2019 se compensará el 2 por ciento del aumento adicional con títulos y en 2020 solo el 1 por ciento y ya para 2021 se acabará ese mecanismo de compensación.


Recomendado: Todo lo que necesita saber sobre la reforma a la Seguridad Social y cómo le afectará


2. Ajuste al crédito tributario que reciben los exportadores

Al respecto, hasta ahora los exportadores pagaban al Fisco el 1.5 por ciento del total de sus envíos en valor al exterior. Luego eso se lo podían deducir al cierre del año fiscal del Impuesto sobre la Renta que les correspondía pagar.

Ahora, según la reforma, ese 1.5 por ciento será deducible solo si hay un exceso del pago del IR que resulte de cierre del periodo fiscal.

También se eleva el cobro del 15 a 25 por ciento por servicios contratados en el exterior. Esto se refiere a las contrataciones que las empresas hacen con no residentes, es decir extranjeros. Por ejemplo, contrataciones por  servicios legales, contables, o de cualquier tipo, que residentes paguen a no residentes.

Lea también: Cosep: sin acuerdo político, no hay condición para reforma fiscal

3. Cambios mínimos en la Renta del Trabajo

Ahora los altos directivos pagarán 25 por ciento del total que reciban en concepto de dieta, antes era 12.5 por ciento. Es decir que si un alto cargo recibe dietas por asistir a reuniones o sesiones de una junta directiva u otros, sobre ese beneficio monetario se le retendrá el 25 por ciento.

Además si es un no residente la retención será del 25 por ciento y no del 15 por ciento como era hasta ahora.

También se hizo ajuste en la alícuota que se aplica a las indemnizaciones que superan los 500 mil córdobas. Antes sobre el exceso de ese monto se aplicaba una retención del 10 por ciento ahora se elevó a 15 por ciento.

4. Incrementa la carga impositiva en los casinos 

En este apartado, el régimen reformó el artículo 233 de la Ley de Concertación Tributaria y eliminó el cobro según el número de maquinas y aumentó el pago por cada sala de juegos en los casinos.

Antes de la reforma, por cada primeras 100 máquinas por sala de juegos los casinos pagaban 25 dólares, 35 dólares por las siguientes 200 máquinas en exceso y 50 dólares por las demás sobre el exceso de 300 máquinas. Y por cada sala de juegos se pagaba 400 dólares.

Ahora por cada mesa de juegos se pagará 600 dólares y por cada máquina de juego 60 dólares.

5. Eleva el aporte que entregan las mineras al Estado

Se ajusta la regalía que las empresas mineras dan al Estado en concepto de extracción de metales oro y plata.Antes del anuncio de la reforma, las compañías mineras entregaban el 3 por ciento de su ingresos en concepto de extracción minera al Estado, algo así como una regalía. Luego ese dinero se lo podían deducir en el pago del Impuesto sobre la Renta.

Ahora la regalía sube al cinco por ciento y no es deducible.

6. Se ajusta el ISC (Impuesto selectivo al Consumo) a los productos industriales

Este aumento apunta a un ajuste al alza en la carga impositiva a productos como cigarrillo y derivados del tabaco, a las bebidas alcohólicas, bebidas azucaradas y energizantes, y otras mercancías suntuarias, contaminantes o de muy bajo valor nutricional.

La justificación del régimen es que estos productos son “perjudiciales a la salud de nuestra población y al medioambiente”.

Al respecto se establece que por cada 1,335 cigarrillos y picaduras de tabaco se pagará en 2019 un total de 2,000 córdobas; luego por 1,670 unidades en el 2020 se aportará 2,500 córdobas; en el 2021 por cada 2,300 cigarrillos y otros se aportará 3,450 córdobas. Luego a partir de 2022 la tabla será actualizada y se tomará en cuenta la devaluación del córdoba.

En el caso de las bebidas alcohólicas se aplicará  por cada litro de cerveza y vino una retención de 50 córdobas; y en el caso de las bebidas azucaradas (jugos, gaseosas, refrescos y bebidas energéticas) el ISC sube de 9 al 15 por ciento.

7. Actualizan y crean nuevos cobros para el sector pesca

Se hicieron actualizaciones de cánones de pesca con correspondencia con los valores que existen en Centroamérica, asimismo se incorporaron nuevos cobros por permiso para pescas.

8.   Imponen IVA a varios productos industrializados

También gravó con el Impuesto al Valor Agregado (IVA) a varios productos industrializados, aunque señala que varios de estos que están en la canasta básica continúan estando exento del pago de este impuesto.

En la iniciativa se menciona entre los productos a quedar libre del gravamen: “arroz, frijoles, azúcar, aceite, sal, posta de res y vísceras, caracú, carne con hueso, carne molida corriente, carne molida especialcecina, costilla alta y costilla de orilla, mano de piedra y otros cortes de carne de res, pecho, punta de cacho, punta salón, salón blanco, trasera de cecina, carne de pollo, alas de pollo, carne molida de pollo, muslos de pollo, piernas de pollo, chincaca y vísceras de pollo, pollo en piezas, pollo entero, posta de cerdo, costilla de cerdo, otros cortes de carne de cerdo, paleta, pierna entera y tocino, leche íntegra, leche líquida, huevosqueso seco, tomate, cebolla, chiltoma, papas, banano maduro, plátano verde, tortilla, pan, pinolillo, gas butano en envase de hasta 25 libras, luz eléctrica consumo de hogar hasta 300 kw/h, agua y transporte”.

9. Racionalización de exenciones y exoneraciones 

Se racionalizaron algunas exenciones y exoneraciones en los Derechos Arancelarios a la Importación (DAI) y el Impuesto Selectivo al Consumo por un monto de 280.5 millones de córdobas este año y en el caso de la racionalización del gasto fiscal en el IVA por 2,016 millones de córdobas.

 10. También se hicieron ajustes en el mercado de capitales, incluyendo el mercado bursátil y financiero.