Laureano Ortega presenta residencial ubicado detrás del aeropuerto de Managua

Después de utilizar a los precaristas para invadir propiedades privadas y al final mandarlos a sacar con la Policía Orteguista, el régimen lanzó un programa de lotes a precios solidarios en Managua y ahora anuncia un residencial de 310 casas.

Laureano Ortega

Los movimientos de tierra del residencial, presentado por Laureano Ortega, se realizan con maquinaria de la Alcaldía de Managua. LAPRENSA/J.FLORES

Después de utilizar a los precaristas para invadir propiedades privadas y al final mandarlos a sacar con la Policía Orteguista, el régimen lanzó un programa de lotes a precios solidarios en Managua y ahora anuncia un residencial de 310 casas.

Este último proyecto habitacional será construido en la parte sur del aeropuerto Augusto C. Sandino, en terrenos que meses atrás estuvieron tomados de forma ilegal y que, en el intento de congraciarse y de esa manera garantizar su permanencia, los tomatierras lo bautizaron como barrio La Fe Ortega-Murillo y Laureano Ortega.

Es precisamente Laureano Ortega quien se ha encargado de anunciar el proyecto que lleva como eslogan “La tierra prometida”, que fue utilizado por su padre en una de las candidaturas presidenciales que perdió en su insistencia de volver al poder y que finalmente lo logró luego de pactar con el exmandatario Arnoldo Alemán.

Casa modelo mientras hay movimiento de tierra

El proyecto de las casas fue anunciado la semana pasada por Laureano. Se hizo en la casa modelo, construida en el barrio Rubén Darío, cerca del histórico parque Candelaria.

Mientras esto ocurría, maquinaria pesada de la Alcaldía capitalina realizaba los movimientos de tierra en los lotes, que están sobre la prolongación de la Pista Larreynaga y cerca de Ciudad Belén.

Cada lote tendrá un área de 142 metros cuadrados y el espacio de construcción será de 54 metros cuadrados. Contará con dos habitaciones, un baño y habrá lugar para sala y comedor.

Su costo total será de 10,500 dólares y la cuota mensual de 60 dólares. El aporte será de 500 dólares y el bono del Invur de 2,000 dólares.

Ante el anuncio del residencial, se ha desbocado la ciudadanía al Registro Público de la Propiedad para sacar la negativa de bienes, uno de los requisitos a presentar para aspirar al proyecto. También hay filas en la casa modelo en búsqueda de información porque la demanda es alta y solo se entregarán 310 viviendas.

China-Taiwán ayuda

El proyecto de lotes, bautizado Bismark Martínez, tendrá un patrocinador en Managua. Se trata del gobierno de China-Taiwán.

Así queda revelado en el Presupuesto General de Ingresos y Egresos 2019 de la Alcaldía de Managua al aparecer 14.8 millones de córdobas para la construcción de casas.

El nombre de Bismarck Martínez es por un trabajador de la comuna capitalina que según el régimen fue secuestrado en la ciudad en Carazo por los autoconvocados, a los que le llama golpistas por solo demandar justicia, libertad y democracia.

Engaño a tomatierras

Cuando estalló la crisis sociopolítica en el país, el régimen de Daniel Ortega mandó a los tomatierras a que invadieran propiedades privadas. Fincas enteras se convirtieron en asentamientos, los cuales algunos ya contaban con acceso a agua potable y energía eléctrica. Con el paso de los meses se desalojaron y fue ahí que algunos reconocieron ante los medios de comunicación que les prometieron no hacerlo, que les habían garantizado permanencia aunque fuera ilegal.

«Estamos presentando un importante proyecto que tiene un enorme potencial, que se plantea objetivos de llegar a brindar acceso a las familias nicaragüenses para poder contar con viviendas dignas, a precios accesibles, a precios populares”.
Laureano Ortega, hijo de Daniel Ortega y asesor para las inversiones ProNicaragua.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: